Preservan una reserva biológica mexicana

Se trata de un valle donde habitan especies en riesgo de extinción. También tiene valor arqueológico.

03 Jul 2018

El Valle de Tehuacán-Cuicatlán, en México fue declarado Patrimonio Mundial de la Humanidad por la Unesco, y se convirtió en el 35° sitio de ese país que se incorpora al listado. Se trata de una zona montañosa ubicada junto al río Papaloapan famosa por el paisaje desértico y sus cactus gigantes. Se trata de 145.255 hectáreas ubicadas en el sureste del estado de Puebla y del estado de Oaxaca, dentro de la Reserva de la Biosfera de Tehuacán-Cuicatlán, una zona natural protegida creada en 1998.

No sólo la naturaleza

El Valle de Tehuacán-Cuicatlán es el segundo de los lugares considerados de un alto valor patrimonial de carácter mixto en México, es decir, que contienen tanto elementos importantes tanto culturales como naturales. Sucede que, además de ser una valiosa reserva de cactáceas gigantes y de especies animales en peligro de extinción, como el águila real, alberga un complejo sistema de riego con pozos, canales, acueductos de piedra y galerías de irrigación, que, en su mayoría, datan de entre 800 y 700 años antes de Cristo. El primer sitio que logró la calificación de mixto fue el que alberga la antigua ciudad maya de Calakmul y los bosques tropicales aledaños protegidos, ubicados en Campeche.

La declaratoria fue decidida durante la reunión del Comité del Patrimonio Mundial de La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) -en la ciudad de Manana, capital de Baréin-, que des de el 24 de junio está reunida para decidir cuáles de los 30 lugares que fueron presentados como candidatos serán incluidos en la lista.

También se reconoció el cinturón de rocas verdes de Barberton, una zona montañosa de Sudáfrica conocido por contener algunas de las rocas expuestas más antiguas del planeta (décimo lugar sudafricano en entrar en la lista). Asimismo, el Comité incluyó el monte de Fanjingshan, en China, de 2.500 metros de altura, y la cadena montañosa volcánica de la Chaîne des Puys, la falla geológica Limagne y el relieve de la Montagne, de la Serre en el centro de Francia, cuyos orígenes se remontan a la formación de los Alpes, hace 35 millones de años.

Comentarios