La Corte de Brasil analiza si deja libre a Lula en los próximos días

A pedido de la defensa del ex presidente, el máximo tribunal tomará una decisión el martes.

21 Jun 2018
1

CONTRASTE. Aunque está preso desde el 7 de abril, Da Silva lidera las encuestas de candidatos a la presidencia. REUTERS

RÍO DE JANEIRO, Brasil.- El Supremo Tribunal Federal (STF), máxima instancia judicial de Brasil, juzgará el martes un pedido de libertad del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, confirmó Ricardo Lewandowski, presidente de la Corte. Lewandowski admitió esta semana un pedido del juez Edson Fachin, también integrante del STF y quien se encarga del caso.

La defensa de Lula pide la suspensión de los efectos de la condena en segunda instancia hasta que una medida cautelar sea analizada por la máxima corte.

En el caso de que el pedido sea aceptado, Lula, preso desde el 7 de abril, quedará inmediatamente libre y las posibilidades de que su candidatura a la presidencia de Brasil sean aceptadas aumentarían considerablemente.

La defensa de Lula alega que la ejecución anticipada de la pena (es decir, antes de que sean analizados todos los recursos) es inconstitucional. Según el diario “O Globo”, la libertad del ex líder sindical “no implica perjuicio al desarrollo del proceso”, según sus abogados.

El STF ya rechazó otros pedidos previos de la defensa de Lula para conseguir su libertad. Sin embargo, la situación era diferente en términos judiciales, ya que, en ese momento, todavía había medidas cautelares en curso en el tribunal regional que lo encontró culpable de lavado de dinero y corrupción pasiva.

Según varios medios, las posibilidades de que Lula sea liberado son mayores que en oportunidades anteriores, ya que la Segunda Sala del STF, que es la que analizará el recurso, posee un perfil garantista.

De hecho, cuatro de sus cinco integrantes votaron en favor del Habeas Corpus presentado por el ex mandatario -que luego fue rechazado- antes de ser arrestado.

El martes pasado la Segunda Sala absolvió a la senadora Gleisi Hoffmann, presidenta del Partido de los Trabajadores (PT) fundado por Lula, por una acusación de corrupción y lavado de dinero en el marco de la megacausa “Lava Jato” (”Lavado de carros”).

Respaldo desde Argentina

A pesar de estar en la cárcel desde hace más de dos meses, Lula encabeza todas las encuestas de cara a las elecciones presidenciales de octubre. La viabilidad de su candidatura será juzgada en agosto por el Tribunal Supremo Electoral de Brasil (TSE).

Esta semana, Lula recibió el respaldo desde la Argentina de un numeroso grupo de militantes de Derechos Humanos, sindicales y políticos, que sostuvieron “Lula debe ser candidato” en las elecciones general del próximo 7 de octubre porque “no ha cometido ningún delito”. Aseguraron que “la ratificación de su condena y la intención de proscribirlo son la continuación del golpe parlamentario perpetrado contra la ex Presidenta Dilma Rousseff”.

La carta de apoyo al líder del Partido de los Trabajadores denuncia que hubo una “embestida judicial y mediática de la que es víctima” y que lo mantiene detenido a partir de “decisiones judiciales cuestionadas y que han sido rechazada por juristas a nivel nacional e internacional por la falta de imparcialidad, por la falta de garantías en el debido proceso y por un enjuiciamiento basado en preconceptos y carente de pruebas”.

Referentes como Adolfo Pérez Esquivel (ganador del premio Nobel de la Paz), Hugo Yasky (secretario general de la CTA y diputado nacional), Jorge Taiana (diputado del Parlasur y ex canciller de Argentina) Hugo Moyano (secretario general de Camioneros), Alberto Rodríguez Saá (gobernador de San Luis), Felipe Solá (diputado nacional), Sergio Palazo (secretario general de la Bancaria), José Luis Gioja (presidentente del Partido Justicialista y diputado nacional) y Máximo Kirchner (diputado nacional), insistieron en el derecho de que el ex presidente sea elegido libremente. Por ello, rechaza “todos los intentos de impedir su candidatura”. (DPA)

Temas

Brasil
Comentarios