“Conmigo en la cancha no perdíamos 7 a 1 frente a Alemania”, comentó Neymar

Al delantero le quedó una espina clavada y espera tomarse revancha en esta Copa

15 Jun 2018
1

UN DESEO. Neymar no olvida la derrota ante Alemania. “Me gustaría mucho jugar ese partido otra vez”, afirmó. reuters

SOCHI.- Neymar está convencido que si él hubiera podido jugar la semifinal del Mundial de 2014, la selección de Brasil no habría sido goleada 7-1 por Alemania, en la que es la peor derrota de la historia de la “canarinha”.

“Me gustaría mucho, mucho jugar ese partido otra vez. Conmigo en el campo”, dijo Neymar en una entrevista con el portal alemán spox.com desde Sochi, donde la selección brasileña se prepara para su debut del domingo en Rusia.

“Creo que el resultado hubiera sido otro. Estoy incluso seguro de eso. Pero lamentablemente entonces decidió el destino. Tengo que aceptarlo, aunque sigue siendo difícil”, agregó.

El delantero no pudo disputar la semifinal jugada en Belo Horizonte ante la “Mannschaft” porque había sufrido la ruptura de una vértebra en el partido de cuartos de final frente a Colombia. “Fue una derrota enorme, para todo brasileño”, recordó Neymar. “También para mí, porque aunque no estaba en el campo era parte del equipo”, indicó.

“Me sentí igual de quebrado que el resto del plantel y estaba consternado como cualquier otro. Las expectativas en nuestro país eran casi inhumanas y Alemania era un adversario excelente”, recordó el artillero el fracaso de la “canarinha” en “su” Mundial.

“Lamentablemente ocurrió lo que ocurrió”, comentó. “Pero ahora tenemos pronto la oportunidad de borrar el último Mundial”, analizó el delantero de 26 años.

“Quizá nos encontramos otra vez con Alemania y en ese caso espero que haya una verdadera revancha”, comentó el crack, que parece haber recuperado su mejor forma tras haber pasado casi tres meses sin jugar por una lesión en un pie.

El astro es el referente de la selección “verdeamarela” y una de las estrellas del Mundial, donde espera consagrarse por fin como el mejor jugador del mundo.

El brasileño se convirtió el año pasado en el jugador más caro del mundo después de que el Paris Saint-Germain le pagara a Barcelona la cifra récord de 222 millones de euros (262 millones de dólares) por su pase.

“No estoy orgulloso del monto del pase y tampoco de ser el jugador más caro de todos los tiempos”, aseguró Neymar. “Yo, personalmente, hubiera pagado menos por mí”, bromeó.

En tanto, Paulinho aseguró que la presión para su equipo es tan fuerte ahora como hace cuatro años.

“Esta selección está mucho más preparada que la que jugó la última Copa del Mundo. En cuatro años se mejora muchísimo”, declaró el jugador de Barcelona al comparar el equipo de Luiz Felipe Scolari, con el que jugó su primer Mundial, y el que ahor dirige “Tite”.

Brasil debutará el domingo ante Suiza en el estadio Rostov del Don, por el Grupo E. El pentacampeón del mundo, otra vez firme candidato al título, jugará luego contra Costa Rica (22 de junio) y frente a Serbia (27 de junio) por el pase a los octavos de final. (DPA)

Comentarios