Qué comer para tener energía vital

La medicina ayurvédica propone alimentarse según la constitución física y mental.

06 Jun 2018
1

ALIMENTOS SANOS. Las frutas y verduras deben estar presentes en todas las dietas en general.

Comer frutas, verduras, semillas y jugos de toda clase forma parte de una alimentación saludable... pero no a todas las personas les sienta bien. La medicina ayurvédica (que tiene origen en la India) advierte que una alimentación adecuada depende de la constitución de cada organismo. Por eso las semillas pueden ser buenas, pero no para todos los intestinos. Se debe saber seleccionar el alimento que más conviene, de acuerdo con distintas variables. “Hay alimentos buenos que ayudan a que la mente esté más clara y centrada, y en equilibrio con el cuerpo. Pero no podemos hablar de dietas. Sino de biotipos constitucionales o de doshas, aclara la médica nutricionista y ayurvédica Lila Luis. Son tres: vata, pitta y kapha.

Según esta tipología, vata corresponde a una persona con una estructura física pequeña, débil, con venas y tendones muy marcados, delgada, caballo oscuro. Su capacidad fisiológica tiene variaciones, tiende a la constipación, al insomnio y a la pérdida de peso, porque es muy cambiante. Desde el punto de vista mental, es muy entusiasta, aprende y olvida rápidamente, habla mucho y rápido, tiene grandes ideas pero dificultad para concretar. “Estas personas, al no tener mucha disciplina, necesitan mantener una rutina diaria. No saltearse las comidas y tomar un buen desayuno. Ingerir porciones pequeñas. Prefieren los sabores dulces, salados y ácidos pero deben evitar los astringentes, picantes y amargos. No debe ingerir alimentos crudos y secos, congelados ni golosinas. Tampoco café, alcohol ni azúcar. Se les recomienda que tomen algo tibio (leche o sopa) antes de dormir.

Los de tipo pitta son personas de contextura media, músculos bien formados, piel clara, con lunares, ojos claros o pequeños, y con predisposición a la calvicie y a la canicie precoz. Son muy inteligentes. Tienen gran apetito y excelente digestión, transpiran mucho y con olor fuerte, porque tienen mucho calor. Son calurosos y necesitan dormir mucho. Son apasionados, agudos de intelecto, con tendencia al pensamiento lógico, hablan rápido, claro y preciso. Tienen grandes aspiraciones, suelen ser líderes y tender al enojo, con poca tolerancia”, describe.

“Los de tipo pitta poseen intestinos delgados muy fuertes y por eso mucha capacidad para digerir. Se les aconseja los alimentos fríos o tibios, secos y pesados y los sabores amargos y astringentes. Deben comer con calma, no en el ambiente laboral, un desayuno liviano. Evitar alimentos grasos, limitar los picantes y lo agrio. Deben reducir los condimentos, las carnes rojas, las frituras y el alcohol.

Las personas del biotipo kapha tienen huesos grandes, son de piel grasa, ojos grandes y redondos, pelo lustroso y abundante. Fisiológicamente, son de metabolismo lento. Tienen sueño profundo y transpiración profusa. El estado mental es calmo, amoroso, tiene buena memoria a largo plazo, y son nostálgicos, les cuesta expresarse, son estables y rutinarios. Ellos prefieren los sabores picantes, amargos y astringentes. Deben reducir la frecuencia de las comidas, a cinco y seis horas por su digestión lenta. No pueden comer fritos, congelados ni fríos. Tienen que agregar a la dieta fibras crudas o poco cocidas. En su dieta deben incluir las legumbres y evitar las carnes rojas. En estados de ansiedad, les viene bien comer bananas maduras con una pizca de cardamomo.

> Los sabores y sus beneficios

dulces.- Tienen hidratos de carbonos. Son considerados dulces por la medicina ayurvédica: leche, pastas, arroz, trigo, bananas, duraznos, nueces, peras, pasas de uva, zapallo y coliflor, entre otros. Incrementan los tejidos, nutren el organismo y calman el apetito. Son anabólicos (consumen energía).
 
Salados.- Son catabólicos (producen energía), ayudan a digerir, se los encuentra en algas y alimentos con agua como tomate o zuchini. Eliminan residuos, son antiespasmódicos y laxantes. Retienen el agua y suavizan los tejidos. En altas cantidades producen enfermedades de la piel, aumentan la presión arterial y la impotencia sexual.
 
Picantes.- Producen un efecto catabólico, son antimicrobianos, disminuyen el colesterol, son anticancerígenos y antioxidantes, promueven la digestión y la absorción de alimentos, purifican la sangre, curan enfermedades de la piel y eliminan coágulos sanguíneos, incrementan el calor corporal y la transpiración. En exceso producen acidez, úlceras pépticas, ardor, ansiedad, intolerancia e impaciencia. Se los encuentra en ajo, cebolla, pimiento morrones, rabanitos, canela, jengibre, comino, puerro, albahaca.
Amargos.- Son catabólicos, desintoxican, fortalecen, tonifican y son antioxidantes, eliminan los parásitos y el prurito. El exceso produce sequedad en la piel: lechuga, diente de león, té, café, espinaca, acelga, aloe vera, chocolate, cúrcuma.
Astringentes.- Tienen efecto catabólico, purifican la sangre y en exceso produce constipación y distensión abdominal: té, frutas verdes, porotos, legumbres, trigo, centeno, manzana y otros.

Dulces.- Tienen hidratos de carbonos. Son considerados dulces por la medicina ayurvédica: leche, pastas, arroz, trigo, bananas, duraznos, nueces, peras, pasas de uva, zapallo y coliflor, entre otros. Incrementan los tejidos, nutren el organismo y calman el apetito. Son anabólicos (consumen energía). 

Salados.- Son catabólicos (producen energía), ayudan a digerir, se los encuentra en algas y alimentos con agua como tomate o zuchini. Eliminan residuos, son antiespasmódicos y laxantes. Retienen el agua y suavizan los tejidos. En altas cantidades producen enfermedades de la piel, aumentan la presión arterial y la impotencia sexual.

Picantes.- Producen un efecto catabólico, son antimicrobianos, disminuyen el colesterol, son anticancerígenos y antioxidantes, promueven la digestión y la absorción de alimentos, purifican la sangre, curan enfermedades de la piel y eliminan coágulos sanguíneos, incrementan el calor corporal y la transpiración. En exceso producen acidez, úlceras pépticas, ardor, ansiedad, intolerancia e impaciencia. Se los encuentra en ajo, cebolla, pimiento morrones, rabanitos, canela, jengibre, comino, puerro, albahaca.

Amargos.-
Son catabólicos, desintoxican, fortalecen, tonifican y son antioxidantes, eliminan los parásitos y el prurito. El exceso produce sequedad en la piel: lechuga, diente de león, té, café, espinaca, acelga, aloe vera, chocolate, cúrcuma.

Astringentes.- Tienen efecto catabólico, purifican la sangre y en exceso produce constipación y distensión abdominal: té, frutas verdes, porotos, legumbres, trigo, centeno, manzana y otros.


> Alimentos vigorizantes | Cuatro opciones que para sentirte súperman 

Polen: es desintoxicante, tonifica y rico en hierro. Se recomienda 1/2 cucharada sopera antes del desayuno.

Espirulina: tiene 70% de proteínas, aporta vitaminas A, B1 B6, y E, hierro, calcio y magnesio. Combate la depresión, problemas circulatorios, obesidad, anemia y desórdenes de la flora intestinal. Tomar 1 1/2 cucharada de té por día.

Maca: rica en vitamina A, B1, B2 B6 C y E, calcio, magnesio, potasio, yodo y zinc. Recomendable para el estrés, la debilidad y para estimula la inmunidad. Una cucharada diaria.

Cacao puro: tonifica el corazón, disminuye el colesterol, beneficia la circulación sanguínea, favorece el intercambio de serotonina en el cerebro y alivia la depresión. Contiene Omega 9. Beber 1 cucharada por día, en el desayuno.  


Comentarios