Bajó el déficit primario y el Gobierno respira aliviado porque “se sobrecumplió la meta”

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, vaticinó que a partir de mayo se registrará un marcado descenso del nivel de inflación. El funcionario admitió que el resultado de marzo fue un “mal trago”, pero ratificó la meta del 15% para este año. Optimismo

14 Abr 2018
1

OPTIMISMO. Nicolás Dujovne aseguró que todos los gastos primarios están creciendo por debajo de la inflación y ratificó la meta del 15% para este año. telam

BUENOS AIRES.- El déficit primario de marzo fue de $ 14.702 millones, lo que representó una baja del 19,2% en comparación con el mismo mes del año pasado. Este porcentaje se extiende al 22,2% si se excluyen los recursos extraordinarios provenientes del blanqueo, por lo que -según las autoridades económicas-, se sobrecumplió de esta manera la meta fiscal del primer trimestre en 0,3% del Producto Bruto Interno (PBI).

“Hemos sobrecumplido la meta fiscal del primer trimestre en 0,3 puntos porcentuales del PBI y llevamos 9 meses consecutivos con los ingresos creciendo más que el gasto primario”, señaló ayer en conferencia de prensa el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

Las cifras oficiales fueron presentadas durante la mañana de ayer por el ministro Dujovne, por el secretario de Hacienda, Rodrigo Pena; y por el subsecretario de Ingresos Públicos, Andrés Edelstein, durante un encuentro con la prensa que se llevó a cabo en el microcine del Palacio de Hacienda.

El ministro resaltó, además, que se alcanzaron “cinco trimestres consecutivos de sobrecumplimiento de la meta fiscal y tres trimestres de gasto primario creciendo por debajo de la inflación”.

A modo de conclusión, añadió: “el gasto primario cae en relación al PBI, la ejecución se está ajustando al Presupuesto presentado y la deuda flotante se encuentra ya en su mínimo histórico”.

Los datos

En marzo, los ingresos totales fueron de $ 195.942 millones, un 21,7% por arriba de los registrados en el mismo mes del año pasado, con la salvedad que sin los ingresos extraordinarios producto del blanqueo, la mejora fue del 40,1%.

En cambio los gastos primarios de marzo fueron de $ 210.644 millones, un 17,6% por encima del mismo mes del año pasado, de los cuales $ 131.190 millones correspondieron a prestaciones sociales, $ 63.663 millones a otros gastos corrientes y $ 15.792 millones a gastos de capital.

El mes pasado se pagaron $ 23.194 millones por intereses de la deuda y en consecuencia el resultado financiero de marzo (incluye el pago de esos intereses) arrojó un déficit de $ 37.896 millones, un 8% más que el registrado en marzo del año pasado. El resultado trimestral, sobrecumplido en un 0,3%, marcó un déficit primario de $ 31.001 millones, lo que representó una caída del 25% en relación al primer trimestre del año pasado, que aún es más pronunciada (36,8%) con la exclusión de los recursos extraordinarios del blanqueo.

Buena recaudación

El ministro también destacó la buena performance de la recaudación impositiva, particularmente en los ingresos por IVA, a la vez que mostró su satisfacción por el 44% que subieron los recursos transferidos a las provincias vía coparticipación. “Todos los gastos primarios están creciendo por debajo de la inflación. Esto sucede, entre otros motivos, por el crecimiento de la economía, lo que nos permite bajar fuertemente el gasto”, manifestó Dujovne.

La evolución de la baja del gasto primario bajó del 42% del PBI en 2016, al 40% un año después. “Ya en este año estamos en el orden del 38%, con un crecimiento interanual del 19%”, explicó el jefe de la cartera de Hacienda.

En cuanto a las proyecciones de crecimiento de la economía para este año, indicó que “a pesar del innegable efecto de la sequía, que tendrá una incidencia que rondará un punto del PBI, vamos a poder crecer cerca del 3%. Además, el impacto fiscal de la sequía no será tan grande por la suba de los precios internacionales”, acotó el ministro.

Respecto al dato de la inflación de marzo que se difundió ayer (2,3% el mes y 6,7% el trimestre), recordó que era previsible esperar un primer cuatrimestre “más duro en término de precios”, con lo cual se infiere que abril será un mes de alta inflación.

“Sabemos que la suba de los precios regulados afectan a la inflación núcleo aunque estamos convencidos que a partir de mayo se registrará un marcado descenso de la inflación, por lo tanto los números del primer cuatrimestre de este año representarán un fenómeno transitorio”, enfatizó Dujovne.

Un mal trago

En este sentido, el funcionario consideró que la suba del 2,3% de la inflación en marzo “es un mal trago” que era “esperable”, aunque se manifestó muy optimista respecto a la desinflación que vendrá en los próximos meses.

Asimismo, reconoció que no se prevén movimientos del tipo de cambio relevantes, como ocurrieron entre diciembre y febrero. “El tipo de cambio real actualmente está en niveles razonables. En términos de tarifas, quedan algunos (aumentos) en octubre”. (Télam)

En Esta Nota

Nicolás Dujovne
Comentarios