Asesinaron a una mujer y a sus hijos, y detuvieron al esposo, que quiso simular un incendio

Las víctimas fueron halladas entre los escombros de su propia casa, situada en Olavarría, provincia de Buenos Aires.

08 Abr 2018
1

La vivienda donde se produjo el incendio quedó prácticamente destruida. FOTO TOMADA DE TELEFENOTICIAS.COM.AR

BUENOS AIRES.- Una mujer y sus dos hijos fueron asesinados con disparos en su vivienda de la ciudad bonaerense de Olavarría, crimen por el que fue detenido el esposo, que resultó herido al querer simular que habían muerto en un incendio, informaron hoy fuentes policiales.

Se trata de Verónica Montenegro (31), Ezequiel Rios (ocho) y Jazmin Rios (11), cuyos cadáveres habían sido hallados el viernes último en una casa situada en Antonio Pelegrino y Piedras, en el citado distrito ubicado a unos 370 kilómetros de la Capital Federal.

Fuentes policiales informaron a Télam que la investigación comenzó cuando las víctimas fueron encontradas dentro del inmueble luego de que los bomberos extinguieron las llamas de un incendio que terminó con derrumbes.

Además, el esposo de la mujer, identificado como Edgardo Ríos (48), se fue caminando herido hasta lo de su hermano, el cual lo trasladó al hospital local, donde quedó internado con el 60 por ciento del cuerpo quemado.

Según las fuentes, el hombre le había contado que el incendio fue provocado tras un explosión del tubo de gas de su auto Ford Falcon celeste.

Sin embargo, en un principio, la fiscal de la causa, Viviana Beytía, caratuló la causa como "averiguación causales de muerte", y ordenó la autopsia correspondiente para determinar fehacientemente las causas de los decesos.

Disparos

Los investigadores establecieron anoche que Montenegro había recibido un disparo en la nuca, su hijo uno en la frente y su hija tres en el pecho, añadieron las fuentes.

Ante esa situación, la fiscal ordenó la inmediata detención de Ríos padre por el delito de "homicidio agravado", que prevé la pena de prisión perpetua".

Para los pesquisas, el acusado ejecutó a su familia y roció con combustible la casa en la que funcionaba un taller mecánico para simular que habían fallecido durante un siniestro en el que él resultó herido.

Desde un primer momento al personal policial les había llamado la atención que Ríos se haya ido por sus propios medios a la casa de su hermano, quien quedó aprehendido por el delito de "encubrimiento".

La fiscal Beytía, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 10 descentralizada en Olavarría, aguardará la evolución de la salud del hombre para tomarle declaración indagatoria.

La funcionaria judicial procuraba establecer si había denuncias previas por violencia de género o si allegados a la familia sabían si había maltrato por parte del imputado.

En tanto, esta mañana continuaban los peritajes en la vivienda en busca de elementos de prueba, mientras que los bomberos sacaron con una grúa el auto que quedó parcialmente quemado. (Télam)

En Esta Nota

Buenos Aires
Comentarios