¿Funcionan las aplicaciones de celular para mantenerte en forma?

Se multiplican las app destinadas al fitness.

23 Mar 2018
4

EN LA PANTALLA. Las apps proponen distintas actividades y contribuyen a controlar nuestro cuerpo.

Existen muchas, sí. Entonces, ¿cómo elegir una aplicación que realmente funcione y permita hacer ejercicio físico de manera constante y divertida? Tres apps permiten contabilizar y sugerir, desde el celular, distintas actividades de entrenamiento. Las experiencias de los usuarios entusiasman, pero antes deben primar las recomendaciones de un médico especialista. “Cualquier sea el motivo que nos incentive a mover el cuerpo siempre es beneficioso para nuestra salud y nuestro bienestar”, detalla el médico deportólogo Cayetano Bellomío.

Lo que hacen las aplicaciones es proponer al deportista cumplir con ciertos retos diarios, semanales o mensuales. Los objetivos a veces vienen “enlatados”, explica Bellomío: son los programas diseñados para todos. Pero el usuario también puede configurarlos. De todas formas, son orientativos.

“Hay que tener en cuenta que la transcripción del ejercicio es personal y depende de cada uno, según el grado de entrenamiento. Para hacer un entrenamiento serio es necesaria la evaluación de un médico deportólogo que indique la intensidad del trabajo que conviene realizar, la orientación, el volumen del ejercicio y el tipo (como coordinación para los mayores; fuerza, resistencia o flexibilidad para los más jóvenes)”, resalta. Y destaca que es muy diferente empezar a usar estas aplicaciones siendo un deportista profesional que, por ejemplo, ser alguien que suspendió todas las actividades físicas durante las vacaciones y quiere retomar. Por eso insiste en empezar siempre por la consulta con el especialista, y recién después apoyarse en las aplicaciones que incentivan la práctica del deporte.

“Es una posibilidad que considero positiva para orientar nuestro camino, pero definitivamente no reemplaza la evaluación personal de un deportólogo, ni el entrenamiento que pueda dar un entrenador personal”, subraya.

Algunas alternativas

Una de las apps es Nike+Run Club, que se presenta como la compañera de running perfecta. Disponible para iOS y Android, hace un seguimiento GPS del ritmo, la distancia, las calorías y el tiempo que insume la carrera. Está sugerida para todos: desde personas que recién empiezan a correr hasta aquellos que quieran entrenarse para una carrera futura. Ofrece la opción de escuchar en tiempo real los comentarios de la app en formato de audio. Además, registra los progresos de quien se entrena y desbloquea niveles a medida que se alcanzan los objetivos. También es posible compartir fotos con las estadísticas detalladas; y tiene una función que permite competir con otros compañeros por kilómetros recorridos mensualmente, entre otras opciones.

“La herramienta cumple con todas las necesidades de un atleta aficionado como yo: llevo un control de los kilómetros recorridos, mido las pulsaciones y el ritmo cardíaco, y me permite entrenarme cada vez con más esfuerzo para la próxima carrera”, explica Cristian Sanz, que la utiliza desde hace más de tres años.

Otra opción tiene origen sueco y se llama Strava (significa “esforzarse”). Más que una aplicación es una red social para deportistas, ciclistas o corredores, y todo el mundo, desde atletas olímpicos a deportistas de fin de semana, puede crear un usuario y seguir sus cuentas de Instagram, Facebook, YouTube o Twitter. Sus premisas son seguir y analizar, compartir y conectar, descubrir y competir.

A Tomás Colombres le resulta muy útil. “Me permite, además de registrar todos los seguimientos por GPS, motivarme, algo que necesito para poder entrenarme. Podés analizar tu trabajo, y eso me hace sentir bien, me ayuda a seguir con mis objetivos”, cuenta. Además, Strava ofrece la posibilidad de seguir las cuentas de otros deportistas, compartir fotos y unirse a diferentes retos.

La tercera posibilidad propuesta es Seven: un reto para realizar actividades en siete minutos durante siete meses para mantener el tono muscular. No es nueva, pero sus actualizaciones permiten al usuario disfrutar cada vez de más herramientas. Y tiene la ventaja de que permite olvidarse de ir al gimnasio: invita a hacer ejercicio donde más más cómodo se sienta el aficionado, desde el living de la casa hasta el patio o cualquier plaza. Ofrece imágenes que muestran de manera ilustrativa el ejercicio que propone realizar: sentadillas, flexiones o saltos, todo adaptado a las necesidades, las preferencias y los objetivos del usuario.

“Yo la descargué hace unos meses y en mi tiempo libre la uso -destaca Denisse Racedo-. No es una actividad muy exigente, por lo que no le veo ninguna complicación. Me siento bien con esos siete minutos de ejercicio”.

Comentarios