“El juez provisorio debe ser obsecuente”

Paz, ex presidente de la Asociación de Magistrados, atacó una reforma judicial

21 Mar 2018
1

Un juez precario, que carece de estabilidad, tiene una debilidad que lo condiciona, según Roberto Paz, defensor oficial y ex presidente de la Asociación de Magistrados de Tucumán. “Debe ser obsecuente para continuar en su cargo”, definió. Paz añadió que observaba con perplejidad que los propios colegas habían decidido, incluso, fomentar y apoyar con silencios y omisiones “este sistema enfermo y perverso” que lo único que había dejado en los lugares donde se implementó son jueces temerosos de perder su precaria estabilidad. “Esto obviamente los coloca en la situación cuasi forzosa de mostrarse a favor de los intereses del Gobierno de turno”, advirtió.

En una nota que envió a este diario, el integrante del Ministerio Público de la Defensa opinó que la permanencia de los jueces subrogantes externos estaba ligada al cumplimiento de la “triste misión” de servir a los gobernantes. “Su inamovilidad dependerá del nivel de obsecuencia que su ‘comportamiento’ vaya mostrando. Lamento ver que el propio Consejo Asesor de la Magistratura (CAM), organismo que debiera encargarse de proponer candidatos a jueces definitivos, hoy se conforme -y hasta apoye- con acercar listas (al Poder Ejecutivo) para cubrir provisoriamente estos cargos”, agregó. Paz dijo que, a los efectos de la provisoriedad, no importaba que los sustitutos fuesen concursantes que hayan pasado los filtros del CAM. “La inestabilidad seguirá siendo la misma y el riesgo para la sociedad, idéntico”, razonó.

En la penúltima sesión, los consejeros aprobaron las primeras tres listas de jueces precarios (para la cobertura transitoria de defensorías oficiales) a instancias de Elena Grellet, camarista de Concepción. Luis Cossio, juez de San Miguel de Tucumán, apoyó a su par del sur. Las nóminas amplían la discrecionalidad del gobernador Juan Manzur, que dispone sólo de tres nombres para cubrir vacantes en propiedad. Los candidatos escogidos como subrogantes deben recibir el visto bueno de la Legislatura y perciben el mismo salario de un juez titular, pero cesan a los dos años prorrogables a tres.

“No nos olvidemos que, en el pasado, la Provincia, con la anuencia y el apoyo de la propia Asociación de Magistrados, había pergeñado un plan para colocar jueces subrogantes, antes de la conformación del CAM actual. ¿O ya nos olvidamos de esa famosa fotografía, publicada por LA GACETA, donde un grupo de jueces cruzaba la avenida Sarmiento con destino a la Legislatura llevando la ‘lista’ de candidatos? Esto provocó que, en las elecciones de la Asociación, el oficialismo fuera derrotado luego de años de estar al frente de la entidad”, evocó. Paz interrogó si no será un buen momento para tratar de acelerar los concursos y obtener jueces definitivos: “habrá que proveer al CAM de los elementos necesarios para ello, seguramente. ¿No es mejor que un juez en funciones cubra las vacantes transitorias? ¿No genera más garantías para el ciudadano? ¿Acaso no viene siendo así hasta ahora? La propia Corte Suprema de Justicia de la Nación estableció que el juez subrogante no resulta ser el juez natural de la Constitución Nacional. Esperemos no estar yendo con esto hacia un lugar del cual luego nos resulte muy difícil regresar”.

Comentarios