Una celebración para mantener vigente la obra del “Chivo” Valladares

Leopoldo Deza, mujeres que cantan y jóvenes de una orquesta de barrio interpretarán vidalas, bagualas y canciones en el Virla.

10 Mar 2018
1

A 100 AÑOS DE SU NACIMIENTO. El gran compositor Rolando Valladares adelantó el folclore de proyección.

ESTA NOCHE

• A las 22, en el Centro Cultural Virla (25 de Mayo 265).

“El objetivo es que su música se difunda, se haga popular, y salga del salón y de lo propiamente artístico”, le dice a LA GACETA Leopoldo Deza al referirse a Rolando “Chivo” Valladares. Hoy se realizará una “Serenata celebrando 100 años de su nacimiento”, cuya particularidad es que no participarán artistas profesionales.

En el escenario estarán las mujeres del taller de canto popular “Ellas cantan, ellas dicen”, coordinado por Nancy Pedro y Vivi Vargas y la Orquesta de niños y jóvenes Rolando “Chivo” Valladares, del Centro de Trabajo Popular Mate Cocido, dirigida por Rony López.

“Voy a tocar el piano, pero no vengo como artista, sino más bien a coordinar toda esta movida que pensamos con Vicky Ríos”, cuenta Deza.

El músico, radicado hace más de una década en Buenos Aires, aclara que más que un espectáculo es una celebración. “Quisimos romper el cerco. Habrá más de 100 personas participando, pero no hay artistas: están los chicos de la orquesta y las mujeres del taller. Queremos demostrar que la música del ‘Chivo’ es de todo el mundo”, precisa.

Mientras se interpreten los temás más conocidos (con letra en la pantalla) se proyectarán videos con entrevistas. Valladares es autor de más de un centenar de canciones, zambas, tonadas y vidalas principalmente, y por lo menos un tango y una baguala.

“Creo que cambió todo cuando conocí sus composiciones tan comprometidas y profundas. El ‘Chivo’, el ‘Pato’ Gentilini y los hermanos Nuñez son como la santísima trinidad del folclore contemporáneo. Toda mi generación siente una gran admiración por elllos”, define quien compiló la obra del maestro en el cancionero “Solo en mi rancho”. Es lo que se llama folclore de proyección.

Canciones para todos

“Las canciones del ‘Chivito’ en la voz de las chicas tejiendo el sonido y la palabra pronunciada por ellas es un sueño. Tan sensibles, tan llenas de vida y de luchas cotidianas. Tan humildes y dignas de esas canciones”, reflexiona Nancy Pedro. “No sabían nada del ‘Chivo’, ni de sus canciones. Pero el entusiasmo por cantar motiva siempre a aprender y le gana a cualquier dificultad. Las canciones del ‘Chivito’ en la voz de las chicas es la concreción de la obra para mi”, agrega.

La cantante señala que trabajar con ellas implica derribar las propias barreras: “las canciones del ‘Chivo’ son para todos. Hay que abrirles la puerta, hay que convidarlas y repartirlas, porque la gente las toma y las hace suyas. Lo único que necesitamos es la oportunidad”.

“‘Yo me siento más músico que folclorista’... solía decir. Y no es por renegar del folclore, música que cultivó desde niño, sino en su afán de romper las barreras estilísticas, borrar fronteras en los campos de la expresión musical y rastrear libremente los sonidos que le pedía cada verso. En esa búsqueda, como alquimista de notas y versos, conjuga en su obra todas las sonoridades que le van sorprendiendo en la vida”, apunta Deza.

“Desde este punto de vista lo considero como un pionero de lo que hoy llamamos música de proyección o fusión folclórica, porque en sus composiciones rompe con muchos cánones tradicionales, y su influencia es notoria en las generaciones de compositores que lo suceden”, subrayó.

Comentarios