En el país se consume un 38% menos de leche que en 2003

Las exportaciones de carne crecieron 45% en enero y alcanzaron el mayor volumen desde 2010, según productores Con 201 litros por persona al año, la Argentina se ubica segunda en Sudamérica

02 Mar 2018
1

La Argentina se encuentra en el segundo lugar de consumo per cápita de leche líquida en América del Sur, detrás de Uruguay. El consumo per cápita de Uruguay alcanza los 239 litros anuales mientras que el de Argentina llega a los 201 litros por persona. Siguen en la lista Brasil, Colombia Paraguay y Chile.

Desde 2003 hasta 2018, el consumo de leche de los argentinos disminuyó un 38%. En el país se producen 10.160 millones de litros anuales en más de 11.500 tambos con distintos sistemas de producción (pastoriles, semipastoriles y estabulados). La Argentina cuenta en la actualidad con 1.700.000 de vacas lecheras. Esta semana, el presidente Mauricio Macri recibió a los integrantes de la Mesa Láctea, en la segunda reunión que mantiene con todos los integrantes de la cadena productiva e industrial, para continuar el análisis de los problemas del sector vinculados a la competitividad, la rentabilidad, el financiamiento y la presión impositiva. “La lechería es un sector clave para el desarrollo social y económico de la Argentina” dijo el ministro de Agroindustria Luis Miguel Etchevehere al plantear la necesidad de “aumentar la eficiencia de la cadena como así también de incrementar la presencia de los productos lácteos, de excelente calidad, en cada vez más mercados”.

En tanto, el presidente de la Sociedad Rural Argentina, Daniel Pelegrina, afirmó que plantearon al Presidente los problemas de un sector que atraviesa una “situación complicada porque después de tantos años de desarreglos se ha producido un desequilibrio muy profundo en la competitividad de los tambos”. En la actualidad, los productores lecheros plantean que cobran un promedio de 5,75 pesos por litro de leche, mientras que el INTA estima el nivel de costos en casi 7 pesos, desfasaje que en parte explicó en enero una reducción de la actividad de 6% de acuerdo al último reporte de la Subsecretaría de Lechería, consigna la agencia Télam.

Carne para el exterior

En tanto, las exportaciones argentinas de carne vacuna crecieron 45% en enero, en relación con igual mes de 2017, al sumar 33.700 toneladas, el volumen más grande desde enero de 2010, informó el Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas (ABC). La cifra, que representó un incremento de 16% respecto a diciembre del año pasado, se debió a “la expansión de los embarque de carnes congeladas”, explicó el presidente de ABC, Mario Ravettino. Las ventas a China mostraron una recuperación respecto a diciembre, al mismo tiempo que se produjeron aumentos en los embarques con destino a Israel y Rusia.

“La inhabilitación de Brasil que se puso en práctica a partir del 1 de diciembre de 2017 ha facilitado el acceso de proveedores alternativos al mercado ruso, lo que ha beneficiado a nuestro país”, destacó Ravettino.

Según el dirigente, “aún cuando el volumen remitido es bajo, casi triplica las exportaciones del período precedente que ya había tenido un incremento sensible”. En base a esto, las exportaciones de carnes congeladas sin hueso en enero con destino a China concluyeron en 11.491 toneladas, mientras que a Israel se vendieron 2.592 toneladas y a Rusia 1.635 tonelada.

Respecto de las carnes enfriadas sin hueso, las ventas totales fueron de 5.552 toneladas, cuyos dos principales destinos fueron la Unión Europea, con 2.959 toneladas y Chile, 2.036 toneladas. “Esas exportaciones bajaron como consecuencia a menores envíos hacia la UE, que coincidieron con una merma de Chile; estos dos mercados explican el 90% del rubro”, explicó Ravettino.

Comentarios