Agua y barro en el acceso al puente peatonal de Suipacha y Mendoza

27 Feb 2018

Vereda de Suipacha y Mendoza, al lado del puente peatonal, trabajos terminados y hace poco tiempo habilitados. Mucha agua y barro, señala un lector, quejándose porque en el lugar no existe un drenaje que permita que el agua escurra sin inundar las veredas, como sucedió hace pocos días después de una lluvia torrencial. Como en algunas zonas el piso no está convenientemente consolidado, se formó un verdadero lodazal, por el que nadie se atreve a circular. Y agrega que un pequeño espacio destinado para que jueguen los niños quedó totalmente embarrado e inutilizable, por lo que reclama que las autoridades responsables mejoren las condiciones de transitabilidad y acceso a dicha zona, además de eliminar las piedras, ramas y el barro acumulado desde hace varias semanas.

EN UNA EMPRESA QUEMAN BASURA Y CUBIERTAS

Un automovilista elevó sus quejas contra la empresa de Transporte que opera desde la Autopista Famaillá. El conductor afirma que, frecuentemente, están quemando basura y cubiertas en desuso de sus vehículos, contaminando el medio ambiente y generando tanto humo dificultando las posibilidades de conducir con seguridad por la zona. Reclama que intervengan las autoridades medioambientales, a los fines de sancionar a los responsables y detener la quema, antes de se produzcan accidentes en esa ruta tan intensamente utilizada.

AGUA POTABLE DESPERDICIADA

San Martín al 4.000; otra pérdida de agua potable. Los vecinos de la zona denunciaron que desde casi un mes emanada permanentemente agua limpia desde una rotura en el pavimento, generando correntadas por las calles. Los usuarios lamentan elevar esta queja, pero aducen que se ven obligados ante la falta de atención de las autoridades sanitarias de la provincia, en momentos en que en varias zonas de la provincia claman por un balde con agua potable para poder cocinar y asearse en sus domicilios. Incluso, señalaron que en esa cuadra hay domicilios donde se cortó el servicio de agua potable.

LAS PEATONALES PERDIERON TODA LA SOMBRA

“No destruyan las sombras”, claman los transeúntes que, a diario, circulan por la peatonal Muñecas, en el microcentro de Tucumán. “Repongan los árboles”, es el siguiente planteo, en referencia a las obras de remodelación de las peatonales Mendoza (realizadas) y Muñecas (en desarrollo), donde los naranjos son retirados y no reemplazados por otros árboles y/o arbustos. Los lectores afirman que la falta los naranjos son fundamentales para paliar las altas temperaturas que se registran en la zona durante el período estival, por lo reclaman que esos árboles sean repuestos en sus lugares iniciales.

PÉRDIDA DE AGUA EN LA CALZADA

Brota agua potable y nadie hace nada, señalan los vecinos por la pérdida que existe en calle Corrientes y pasaje Yrigoyen, altura Corrientes al 1.200. Del medio del pavimento de la calzada emana agua potable desde hace varios días; los lectores afirman que se quejaron ante la SAT y la Municipalidad capitalina, pero aseguran que hasta ahora nadie hizo nada por reparar la pérdida, y mucho menos por acercase al lugar para verificar la dimensión del problema.

SE PIERDE AGUA DESDE UN BEBEDERO

Una señora que recorría el Parque Avellaneda caminando con su pequeño hijo se quejó por el agua que sale de un bebedero de la zona desde hace varios días. Sostuvo que es impresionante lo que se desperdicia, además de que el agua se acumula y, con las condiciones climáticas reinantes, se convierte en un foco ideal para la proliferación de mosquitos, señala esta vecina. Completa su comentario señalando que el bebedero mencionado está frente a la Dirección de Obras Públicas de la Municipalidad capitalina, sin que las autoridades ni el personal se hayan percatado del agua potable que se desperdicia.

LÍQUIDOS NAUSEABUNDOS

Muñecas 1.184, a 200 metros del edificio de la Legislatura de Tucumán. Un vecino advierte que desde la vereda de esa propiedad emana, por momentos, agua potable, y en otras instancias, un líquido oscuro, nauseabundo, que hace temer que sean desechos cloacales. En diciembre era un chorrito, y ahora el volumen aumentó considerablemente, señala, para marcar que el desperfecto se agudizó con las intensas lluvias registradas últimamente en la ciudad. Por lo que reclama la presencia de las autoridades sanitarias de la provincia (SAT) y/o municipales, para que subsanen la pérdida.

UN POZO PELIGROSO EN PLENO CENTRO

Una vecina advirtió sobre el peligro que representa para peatones y conductores de vehículos de todo tipo, el pozo que existe en el pavimento, en Córdoba y Maipú, en pleno microcentro de la ciudad. Señala que no sólo se ve dificultado cruzar la calle, sino que menciona que varias personas mayores se cayeron en el lugar, porque la zona está poceada, y la capa asfáltica sensiblemente dañada. Relata que el bache tiene unos 20 centímetros de profundidad, provocando que los conductores terminen golpeando el pavimento con la parte baja de sus vehículos, mientras que otros realizan maniobras bruscas para esquivarlo que pueden provocar un choque u accidente en esa esquina tan densamente transitan, por donde incluso circulan ómnibus de gran porte.

UN BASURAL EN MEDIO DE LAS VIVIENDAS

Otro basural y van … Vecinos que habitan en la zona de avenida Belgrano y Alberti, al oeste de la ciudad, protestan por el enorme basural, a cielo abierto, que se ha formado en esa esquina. En el lugar hay un contenedor, pero afirman que, como la empresa encargada de recorrer los desechos domiciliarios no se acerca al lugar con frecuencia, la basura satura el receptáculo y los vecinos terminan depositando sus desperdicios en los alrededores, generándose un importante foco de contaminación. Reclaman que la empresa recolectora pase todos los días por el lugar a recoger los desechos domiciliarios, para ayudar al saneamiento de la ciudad y evitar que el lugar se convierte en un foco de contaminación en una zona tan densamente poblada.

ADVIERTEN DEL PELIGRO EN LOMAS DE TAFÍ

Ya se cumplió una semana y nada cambió, afirma un vecino respecto de la improvisada señal de peligro que se colocó ante la falta de una tapa de inspección en la denomina avenida Osvaldo Jaldo del mega emprendimiento habitaciones Lomas de Tafí. Un transeúnte expresó su preocupación por que las ramas colocadas en el agujero que existe en el lugar pueden ser arrastradas por el agua de lluvia y desaparecer la única referencia de peligro que tienen los conductores que por allí circulan. Reclama que las autoridades repongan la tapa faltante antes de que se registre un accidente de gravedad.

BASURAL EN UN PREDIO DE LA UNIVERSIDAD

Un vecino domiciliado en el Barrio Universitario Horco Molle que queja por la gran cantidad de basura acumulada en hay en el acceso. Señala que en el lugar funcionan dos institutos del Conicet, además de dependencias de la UNT y 36 viviendas más. Es decepcionante, afirma, que en un barrio cerrado y de nuestra Universidad no se pueda solucionar el problema de la basura. Por ello, no solo reclama que las autoridades de la Casa de Estudios adopten las medidas sanitarias del caso, sino que pide a los vecinos que eviten sobrecargar con desechos domiciliarios los contenedores habilitados, y que comuniquen a la empresa recolectora para que concurra a limpiar el lugar.

PIEDRA, BARRO Y BASURA EN TAFÍ VIEJO

Una vecina que vive en las cercanías de la intersección de calle Bolívar y pasaje Güemes, en Tafí Viejo, envió un mensaje advirtiendo del mal estado de conservación que presenta la zona, que se agudizó con las torrenciales lluvias registradas en la última semana. Comenta que, a pesar de los reiterados pedidos que hicieron al municipio taficeño, los obreros y técnicos del área de obras públicas no concurrieron al lugar, ni siquiera para observar y determinar el tipo de trabajo que será necesario realizar. En el lugar hay depositado barros, piedras y pedazos de hormigón, más la basura domiciliaria que fue arrastrada por los torrentes de agua que corren por la calle cada vez que llueve con intensidad.

CAMIONETA POLICIAL EN INFRACCIÓN

Diariamente, en el cruce de las avenidas Benjamín Aráoz y Coronel Suárez, justo en la vereda de la Comisaría 11°, una camioneta de la Policía permanece largas horas estacionada en la vereda, impidiendo completamente el tránsito peatonal. No había nadie en la cabina, afirma; tampoco llevaba ningún detenido y no tenía las balizas encendidas. Como ningún peatón puede caminar por allí, se ven obligados a bajar a la calzada para poder continuar su camino. Así, señala que cualquier particular hubiera recibido alguna sanción por este comportamiento, pero como se trata de la Policía parece que tienen vía libra para hacer lo que quieran. Luego nos preguntamos “porqué estamos como estamos”, agrega en el mensaje que nos envió.

Comentarios