El cañero tiene el mapa de rendimiento de su campo en tiempo real

Un logro tecnológico que beneficiará al agricultor. El manejo agronómico

17 Feb 2018
1

HERRAMIENTA PODEROSA. De ahora en adelante, el productor cañero podrá tener una radiografía de la variabilidad interna de sus lotes implantados. la gaceta / (archivo)

Finalmente llegó el momento esperado para la caña de azúcar de Tucumán, ya que, ahora, los productores cañeros pueden -al igual que los productores de granos- confeccionar el mapa de rendimiento de sus campos en tiempo real y, de esa manera, conocer la variabilidad interna, metro a metro, que tiene su cañaveral en términos productivos.

Este trascendental avance tecnológico, que marca un antes y un después en la gestión agronómica de campos cañeros, se hizo realidad gracias a CASE Argentina, quien, desde 2017, comenzó a ofrecer a sus clientes de cosechadoras de caña de azúcar la nueva versión equipada con monitor de rendimiento. Estos dispositivos fueron diseñados por empresas de electrónica aplicada de primer nivel mundial.

Un grupo de destacados técnicos de la producción y académicos, han conformado un equipo tecnológico de excelencia, que ha validado el desempeño de los monitores de rendimiento durante la zafra 2017. Han participado también técnicos especialistas en agricultura satelital de la Empresa Geoagro, que aportaron mapas de validación de NDVI (un índice que asocia a la cantidad de biomasa cosechable) con una pixelometría de 1,5x1,5 m, lo cual ofrece un nivel de detalle de alta calidad para el estudio de la variabilidad.

El resultado de este primer año de trabajo, sobre más de 40 campos monitoreados, ha permitido poner en valor la poderosa herramienta que significa tener una radiografía de la variabilidad interna de los lotes. Con lo cual, se puede entender esta variabilidad e identificar los factores asociados a la misma.

Los técnicos agrónomos, liderados por Esteban Brito de la Cía Azucarera Los Balcanes, han manifestado su satisfacción con los dispositivos y están trabajando poder utilizar los mapas de rendimiento de caña, con el propósito de diseñar los programas de manejo agronómico.

Los expertos de Geoagro manifestaron, también, que la información que brinda el monitor de rendimiento CASE tiene alta precisión en la determinación de los cambios de niveles productivos del cañaveral, en forma casi instantánea con respecto al avance de la cosechadora. Por lo que es también una herramienta de validación para valorar la fidelidad de los mapas satelitales de NDVI.

Es una herramienta poderosa para comenzar a transitar la agricultura de sitio específico y lograr la mejor competitividad de los campos, dijeron los técnicos, indicando también en sus conclusiones, que la electrónica y los algoritmos polinomiales que tiene el monitor de rendimiento CASE son perfectos y se perfeccionarán cada día más con el uso de los monitores.

El funcionamiento

La cantidad de tallos frescos de caña de azúcar y el peso de los mismos, que metro a metro cosecha una máquina cosechadora, caerán al carro o camión que acompaña a la máquina, escasos segundos después de que las cuchillas de base lo corten desde la cepa. En el instante inmediatamente anterior a que el trozo de caña salga de la cosechadora y pase al carro, es monitoreado por una placa de alta sensibilidad que registra el peso de esos trozos en tiempo real.

Este registro es enviado en milésimas de segundo a un computador asociado al dispositivo, que tiene algoritmos de calibración y que le permiten interpretar y traducir ese registro a una producción que se expresará en kilogramos de caña por surco (kg caña/surco) o en toneladas por hectárea (tn caña/ha).

La computadora puede tener cargado los costos directos del lote en cuestión, con lo que podrá calcular al instante el margen bruto, metro a metro del lote.

Los responsables en los trabajos realizados y los técnicos que participaron (CASE, Pueble SA, Cía Los Balcanes, Geoagro y la Universidad de San Pablo-Tucumán), entendieron que las tecnologías disponibles no son ya una opción utilizarlas, sino que es una responsabilidad de los técnicos incorporarlas, para hacer competitivo al sector en un tiempo de cambios virtuosos. Por esa razón, durante la zafra 2018 aumentará la cantidad de máquinas cosechadoras equipadas con Monitor de rendimiento y el monitoreo de los mismos con imágenes satelitales.

Comentarios