El intendente de Tafí Viejo dijo que ya existe un centro de primera infancia en el mismo lugar

“Que se lo ponga en una zona donde haga falta”, propuso Noguera, porque ya hay uno funcionando cerca del emprendimiento financiado por la Nación

16 Feb 2018
1

EN TAFÍ VIEJO. Noguera reconoció que no fue invitado al acto de ayer. la gaceta / foto de josé nuno

El intendente de Tafí Viejo, Javier Noguera, expresó que el Espacio de Primera Infancia (EPI) que el Ministerio de Desarrollo Social creará en Tucumán, es una muy buena iniciativa por parte de Presidencia. Sin embargo remarcó que en el Instituto Gerontológico San Alberto, emplazado justo al frente del predio donde ayer se hizo el acto de firma del acuerdo, ya existe un programa que realiza tareas similares a las del EPI.

“Lo que pasa es que San Alberto ya tiene un centro de primera infancia, fue una obra del anterior gobierno. La hicieron por medio del Ministerio de Desarrollo de la Nación”, explicó el jefe municipal.

El intendente hizo énfasis en que el Gobierno nacional anuncia obras en zonas donde ya existen espacios similares. Puntualizó que esos centros de contención son imprescindibles en jurisdicciones donde las familias puedan dejar a sus hijos mientras se encuentren en sus trabajos, y a cargo de personas capacitadas.

“Lo que quiero es que lo pongan al centro de primera infancia en Tafí Viejo, pero en otro lugar. Donde haga falta realmente”, expresó el funcionario.

Noguera remarcó que San Alberto forma parte de la jurisdicción del municipio taficeño, y que la Nación no le consultó respecto a la futura obra que se realizará en el predio. Además, expresó que cuentan con un inmueble para ofrecer.

“Es un espacio que forma parte de los bienes de Estado, queda en Villa Obrera”, indicó.

En este contexto, Noguera reiteró su pedido ante la Nación: “(al EPI) lo pongamos en el lugar que haga falta; no en cualquier lugar o a donde ellos decidan ponerla. No quiero perder la plata, me gustaría que si eso viene para aquí (Tafí Viejo), darle un fin útil”. El EPI será financiado con una parte de los U$S 790.550 decomisados por el Juzgado Nacional Penal Económico Número 2, que instruyó a la Jefatura de Gabinete de la Nación para que estableciera cuáles serían los mejores fines reparatorios para el dinero confiscado. Corresponden a la causa Nº 758/2007, caratulada “Antonini Wilson, Guido Alejandro s/ infracción Ley Nº 22.415”. El caso de Antonini Wilson se remonta al 4 de agosto de 2007, cuando el empresario venezolano-estadounidense, llegó a la Argentina, con una maleta con la suma de dólares que no había declarado a su llegada y que fueron decomisados, consignó la agencia Télam.

En Esta Nota

Mariano Javier Noguera
Comentarios