Las letras de rap desprecian a las mujeres

A pesar del auge del movimiento #MeToo, se descree que los raperos cambien su postura

12 Feb 2018
1

SNOOP DOGG. Uno de los cantantes que humilla a las chicas en sus temas.

Las letras que desprecian a las mujeres son comunes en el hip-hop, pero el sexismo también se da en otros géneros. ¿Conseguirá el movimiento #MeToo impulsar cambios también en el sector musical, tras una gala de los Grammy dominada por los hombres? ¿O permanecerán los artistas, las discográficas y los fans en el pasado?, se pregunta Johannes Schmitt-Tegge de la agencia DPA.

“Si tienes problemas de mujeres, lo siento por ti, hombre. Tengo 99 problemas, pero una puta no es uno de ellos”, cantaba el rapero estadounidense Jay-Z en uno de sus hits. En 2013, el rapero Eminem hacía referencia a aquella canción diciendo que en su caso, la “puta” es incluso cada uno de sus 99 problemas. Y concluía: “Necesito una ametralladora”.

Teniendo en cuenta el auge actual del movimiento #MeToo, el hip-hop parece desconcertantemente anticuado. Pero, ¿es posible abrir el debate en un género tan sexista en el que los hombres se hacen famosos con letras que desprecian a las mujeres? ¿Es posible que Eminem condene las agresiones sexuales en la vida real y mantenga la simpatía de sus fans después de haber deshonrado a las mujeres verbalmente durante toda su carrera? ¿Es posible eliminar la palabra “bitch” (puta) del género?

No hay que buscar mucho para encontrar textos y videoclips sexistas de hip-hop de los últimos años y décadas. El álbum de Snoop Dogg “Doggystyle” (1993) no sólo está considerado como el santo grial del rap de la Costa Oeste, sino que también en cierto sentido sentó las bases de la humillación de la mujer en el género. En este trabajo se describe a las mujeres como objetos sexuales que cumple prácticamente todos los deseos de los gangsters en sus excesos.

El 22 % de las letras de rap de entre 1992 y el año 2000 tenían contenidos degradantes para las mujeres, según un estudio publicado en 2009 por la Universidad George Washington. Y esa conducta sigue muy extendida hoy en día en el hip-hop, pero también, en otros géneros musicales disfrutados por hombres y mujeres.

Comentarios