"En mis 40 años de experiencia no vi una muerte por endoscopía", dijo el perito de la familia Pérez Volpin

El doctor Ernesto Da Ruos dijo que es muy raro que un endoscopio pueda producir perforaciones. "Tiene que haber algún cuadro previo, tocar algo muy frágil, una imprudencia o muy mala suerte".

08 Feb 2018
1

El doctor Ernesto Da Ruos, perito de parte de la familia Peréz Volpin, se mostró sorprendido por la trágica muerte de la legisladora porteña y periodista Débora Pérez Volpin. "No tengo noticias de muerte por perforaciones derivadas de problemas endoscópicos. En mis 40 años de experiencia no vi una muerte por endoscopía", dijo en diálogo con "La Nación".

El gastroenterólogo, ex titular del Hospital de Clínicas, indicó que, a lo largo de su carrera, apenas le han contado de una por una lesión en el colón. En líneas generales, el porcentaje de mortalidad es de 0,01 por ciento.

El profesional no brindó precisiones sobre la autopsia para no quebrar el secreto de sumario que pesa sobre la causa. Sin embargo, agregó que el único resultado concluyente hasta el momento de la autopsia es que la periodista falleció.

Consultado sobre si existen casos de perforaciones realizadas durante una endoscopía en las que se salva el paciente opinó que "no es necesariamente mortal". Y que depende de qué tipo de perforación sea: el tamaño, el lugar donde se produce y varios otros factores. "Hay grandes perforaciones que se pueden subyugar y otras más pequeñas que no", indicó.

Reiteró que es muy raro que un endoscopio pueda producir perforaciones. "Tiene que haber algún cuadro previo, tocar algo muy frágil, una imprudencia o muy mala suerte". ¿Y se puede romper un endoscopio? Para el médico es muy difícil que suceda, salvo que lo utilice un endoscopista que no sabe operarlo.

Recién cuando esté concluida la anatomía patológica, el 16 de febrero, podrán confirmar si lo que observaron los peritos el día de ayer es cierto o no.

Respecto de la anestesia utilizada en el procedimiento, explicó que se trata más bien de una sedación muy corta, y que la droga que se utiliza es el propofol, que se va del organismo muy rápidamente. "Esto se hizo en un lugar apropiado con todas las reglas, estaba en un sanatorio, a lo mejor no hubo tiempo debido a la dureza del cuadro", concluyó.

Los restos de la diputada porteña y periodista Débora Pérez Volpin fueron velados en la Legislatura porteña hasta las 22. Falleció a los 50 años de manera sorpresiva el martes, durante una endoscopía por fuertes dolores abdominales.

Comentarios