Una huelga que trastorna

09 Feb 2018 Por LA GACETA

El paro de los choferes de las líneas de transporte urbano e interurbano trastocó ayer la vida de los ciudadanos después de las 9 de la mañana, especialmente en el microcentro, donde hubo trastornos de tránsito. La huelga seguirá hoy, por lo que las dificultades se repetirán. El planteo de UTA es irreprochable, ya que demanda el pago completo de los sueldos a los empresarios del sector que, a su vez, piden subas en los boletos aduciendo una crisis del sector. Es una rueda de quejas y reclamos que terminan pagando los terceros, los trabajadores que deben concurrir a sus oficinas o los ciudadanos que tienen en los colectivos su medio de movilidad diario. Es deseable que las partes se pongan de acuerdo y que estos problemas no se repitan, por el bien de todos los involucrados en el conflicto. La imagen central de la tapa ilustra esta situación.

En Esta Nota

Notas de opinión
Comentarios