Deportistas que se mueven en la frontera de lo humano

28 Ene 2018

De Dolores Caviglia.-

Federico Bianchini lo hizo de nuevo. Tras Desafiar al cuerpo (Aguilar, 2015), este periodista que ganó el Premio Don Quijote y muestra un talento indeclinable dentro del periodismo narrativo volvió a escribir en Cuerpos al límite sobre el deporte extremo y dejó inaugurado así un nuevo género: el que faltaba, el que pedía pista...

Los protagonistas de Bianchini son hombres y mujeres que atentan contra sus cuerpos, sufren, padecen y por eso sienten, disfrutan. Que buscan ser más que la naturaleza, que corren para escapar de los ataques de epilepsia, de la anemia, de la vergüenza de la guerra, de la miseria del hombre, del mundo.

¿Por qué hacen lo que hacen?

La respuesta está pero se inmiscuye, es el agua mojada en la piel de la joven que bate el récord de apnea, el sudor en la frente del cirujano que corre, la transpiración nívea del maratonista en la Antártida, esa lágrima salada que marca la mejilla de un padre ausente.

© LA GACETA

Comentarios