Pedirían que Bonari se aparte del caso Concha

La querella adelantó que solicitaría esa medida el lunes, cuando tenga acceso al fallo que dejó en libertad al principal imputado

28 Oct 2017
1

INDIGNADOS. Los familiares del policía asesinado cuestionó la libertad del acusado: “¿A qué estamos jugando?” la gaceta / foto de héctor peralta

A Gladys Concha le dolió conocer la noticia. “No hace ni dos meses que mataron a mi hijo, cómo un juez puede hacer eso”, se preguntó la madre del policía asesinado por motochorros, José María Concha, luego de que el juez de Instrucción Francisco Pisa firmara la libertad del principal acusado, Franco Emanuel Vázquez.

“Estoy tomando las medidas necesarias para que se revea la situación porque no es justo lo que está pasando, el señor Pisa firmó la libertad de este delincuente que mató a mi hijo y el fiscal (Claudio Bonari) nunca fue a tomarle declaración al hospital. ¿A qué estamos jugando?”, cuestionó la mujer.

El abogado querellante, Manuel Ruiz, confirmó que hubo irregularidades. “El fiscal pidió la detención por 10 días de Vázquez, que estaba internado como consecuencia de esta causa, y comenzó a mandar médicos forenses al hospital para que le informaran si se encontraba en condiciones de declarar; los médicos le dijeron que sí pero el fiscal no fue nunca a indagarlo”, aseguró. “Recién el día 22 -agregó Ruiz- se presentó a tomarle declaración, pero Vázquez se abstuvo”.

El letrado explicó que Bonari pidió entonces la prisión preventiva del acusado, pero que Pisa no la aceptó porque se habían vencido los plazos procesales. “El juez declaró abstracto el pedido de prisión preventiva por esa razón; Pisa actuó de manera correcta”, remarcó el letrado.

Ruiz evitó referirse con más detalle a la resolución de Pisa porque -según explicó- todavía no tuvo acceso al fallo. “Voy a esperar hasta el lunes, cuando obtenga las copias. Pero adelanto que lo más probable es que le solicite de manera amigable a Bonari que se aparte de la causa por entender que está violando las normas procesales y nos está perjudicando”, anunció.

Ayer a la tarde el fiscal se presentó nuevamente en el hospital para tomarle declaración a Vázquez. Lo hizo junto a la instructora de la causa, el prosecretario y el defensor oficial. El imputado, que ya goza de la libertad aunque continúa internado, volvió a optar por el silencio.

“Ningún error”

El jueves se conoció que Pisa había hecho lugar a un hábeas corpus presentado por la defensa de Vázquez y que ese recurso argumentaba que el fiscal había dejado vencer los plazos procesales de la causa. Al respecto, Bonari le dijo a LA GACETA que apelaría la liberación del imputado y pediría nuevamente su detención.

“Yo no cometí ningún error. Si hay alguno, en principio es del Juzgado. Cuando yo fui a tomarle declaración a esta persona, estaba en gravísimo estado. Se suspendió este acto hasta que pudiera hablar. Pasado un tiempo le tomé la declaración. Luego pedí la prisión preventiva, pero el juez entendió que la declaración había sido fuera de lugar. El defensor puso un hábeas corpus, que también fue apelado, pero quedó libre”, explicó el fiscal.

“Una guerra”

Por su parte, y dominada por la bronca, la madre del policía advirtió: “esto no va a quedar así, voy a luchar hasta las últimas consecuencias”. Y criticó a las autoridades judiciales. “Qué puedo esperar de la Justicia, que firma la libertad de un delincuente que mató a un policía. ¿Y qué puedo hacer yo? Tendría que hacer justicia por mano propia, pero estoy segura de que a mí sí me van a meter en el último rincón de la cárcel”, expresó.

La mujer adelantó que el lunes a las 19 habrá una marcha alrededor de la plaza Independencia para exigir justicia. “Convoco a toda la gente y a toda la familia policial porque están matando a nuestros hijos, esto ya es una guerra de delincuentes contra policías porque hasta para quitarles el arma los matan”, afirmó. El policía fue asesinado el 7 de septiembre durante un asalto, en Los Pocitos.

"La Policía está procupada por lo que pasó", dijo Hofer

La liberación del presunto asesino del policía José María Concha generó tal malestar en la fuerza que sus autoridades acudieron a la Casa de Gobierno, ayer a la mañana. Allí mantuvieron una reunión con el ministro de Gobierno, Justicia y Seguridad, Regino Amado, y el secretario de Seguridad, Paul Hofer.

Como un efecto cadena, los miembros de la fuerza hicieron circular rápidamente la noticia, el jueves a la tarde, luego de que el juez de Instrucción Francisco Pisa le ordenara al jefe de Policía, Dante Bustamante, que pusiera en libertad a Franco Emanuel Vázquez, el presunto homicida de Concha. Mediante mensajes de WhatsApp y a través de las redes sociales, protestaban porque el magistrado había hecho lugar a un hábeas corpus presentado por la defensa del sospechoso. En ese recurso se argumentaba que el fiscal Claudio Bonari había dejado vencer los plazos procesales de la causa.

“Toda la Policía está preocupada por lo que pasó, pero desde el ministerio estamos trabajando para que esta situación se revierta. Hicimos las gestiones correspondientes ante el Poder Judicial, esperamos que la Justicia pueda rever esa medida”, expresó Hofer al finalizar la reunión.

Por su parte, el jefe de Policía sostuvo que “es una noticia que impactó a toda la familia policial. Planteamos esta inquietud. Fuimos escuchados, sabemos que se están realizando las gestiones por las vías correspondientes”.

Según se informó, durante la reunión, el ministro Amado les expresó a los policías que el gobernador, Juan Manzur, y el vicegobernador, Osvaldo Jaldo, están en contra de la decisión tomada por la Justicia. “Apoyamos a toda la institución policial y a los familiares del efectivo caído; estamos haciendo lo que corresponde. Hablamos con el juez para tratar de destrabar esta situación, entendemos que es tecnicismo procesal, pero debe primar la Justicia”, afirmó.

“Vamos a cuidar a nuestra Policía, a fortalecer la institución, por aquellos que tienen la vocación de cuidar a los tucumanos”, finalizó Amado.

Comentarios