Prediger: el “artista” de La Ciudadela

Prediger, el “lírico” que demostró la importancia que tiene para el equipo que conduce Diego Cagna.

25 Oct 2017
1

SEBASTIÁN PREDIGER.-

El nuevo San Martín va definiendo su perfil futbolístico. Entre la necesidad de comenzar a sumar puntos para apuntalar el gran sueño de regresar a Primera y el objetivo de ensamblar un grupo nuevo que pueda allanar el camino, un jugador apareció como uno de los grandes estandartes del equipo: Sebastián Prediger.

El volante fue uno de los cimbronazos con los que el “Santo” sacudió el mercado de pases invernal. Su llegada generó expectativas casi de inmediato, pero no se quedó sólo en eso. Demostró clase y aplomo desde el primer momento en que se calzó la camiseta de San Martín, ratificando todos los buenos antecedentes que precedieron a su arribo.

A pesar de que al equipo aún le faltan pulir varios detalles, él fue importante en los 450 minutos que estuvo en cancha. Fue el futbolista más regular, siempre estuvo por encima de la media, pero lamentablemente no pudo hacer más extenso sus lapsos de “armador” debido a que tuvo que redoblarse en la tarea defensiva al estar demasiado solo en el medio, un sector clave en el fútbol.

Prediger es un volante racional. No necesita “raspar” para transformarse en el “patrón” del medio. Juega con mucha simpleza, entrega siempre la pelota a su compañero mejor posicionado. Por ese motivo, puede transformarse en una de las principales armas del equipo para tratar de dejar atrás el inicio con algunas dudas.

Claro, para que ello ocurra, debe ser mejor “rodeado”. Teniendo en cuenta su “buen pie”, ¿no sería adecuado acompañarlo con otro volante de marca y “liberar” un poco al ex Colón para que se transforme en el generador de fútbol?

Las próximas fechas serán fundamentales para que San Martín deje de lado la racha de empates y comience a sumar victorias que lo afirmen como un candidato al ascenso. Y para que ello ocurra, Prediger puede ser el gran estandarte.

Habilidades

- Rapidez mental: lee muy bien el juego y parece estar un paso más adelante que el resto. Antes de recibir la pelota parece ya saber qué hacer con ella. Juega casi siempre a un toque.

- Buen panorama: es un volante central con mucha capacidad para el juego. Siempre la entrega “redondita” y al compañero mejor posicionado. Muy buen “pasador”.

- Mente fría; corazón caliente: aunque la marca no es su fuerte, también aporta en lo defensivo. Rara vez se lo nota exaltado, con las pulsaciones a mil. La tranquilidad es otra de sus virtudes.

- No es solo para acompañar: maneja bastante bien su pierna izquierda, la menos hábil. Por lo menos desde afuera se ve que no parece una dificultad manejar la pelota con esta pierna.

- Liderazgo: se ganó la cinta de capitán ni bien puso un pie en Tucumán. Aporta dentro y fuera de la cancha, hablando con sus compañeros y enseñando en base a su experiencia.

- La más hábil: su pierna derecha es uno de sus principales atributos. Tiene precisión en corta, media y larga distancia. Un volante bien "lírico". 

Temas

Diego Cagna
Comentarios