El fuego cruzado les sacó poco margen a las propuestas

Durante el debate y con la idea de cautivar indecisos, los cuatro candidatos cabeza de lista apelaron más a criticar al rival que a desarrollar sus iniciativas Acusacioneslanzaron, mayormente, contra los Gobiernos nacional y provincial INICIATIVASesbozaron los candidatos, entre todas las partes del debate

19 Oct 2017
1

Peca de inocente quien admita que no se imaginaba que el debate organizado por Panorama Tucumano -el ciclo de LA GACETA que se emite los miércoles, de 22 a 23.30, por Canal 10- se daría como se dio. En la previa -desde la campaña electoral para las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias hasta minutos antes del evento-, tanto el representante del Frente Justicialista por Tucumán, el vicegobernador -en uso de licencia-, Osvaldo Jaldo, como su principal rival, el ex jefe del Plan Belgrano, José Cano, prenunciaron el fuego cruzado que se vio anoche.

El espacio que encabeza Jaldo tomó como principal eje proselitista la crítica a las políticas ejecutadas por la Nación. De estas se propone “defender” a los tucumanos. El agrupamiento que lidera el radical macrista viene cuestionando al Gobierno provincial desde que este nació como tal, en los comicios de agosto de 2015.

Táctica

Por eso anoche, durante el debate, Jaldo y Cano priorizaron, por un lado, el elogio a las gestiones local y nacional -respectivamente- y, por el otro, los ataques y las chicanas al principal contrincante.

Los referentes de Fuerza Republicana, Ricardo Bussi, y del Frente de Izquierda, Ariel Osatinsky, también lanzaron acusaciones contra sus pares mencionados renglones arriba. Pero ambos dedicaron segundos de su tiempo a esbozar sus propuestas. El concejal de la capital, en especial, abundó sobre sus “caballitos de batalla”: el Ejército en las calles -como medida para combatir la inseguridad- y el servicio militar obligatorio -para los jóvenes “ni-ni” (que ni trabajan ni estudian)-.

El referente del Partido Obrero, por su parte, porfió en poner en evidencia lo que, a su criterio, es una falsa distinción entre el macrismo y los herederos del alperovichismo en Tucumán. En un par de ocasiones mencionó que los diputados y senadores por Tucumán votaron en bloque con el PRO.

En total, se contaron 35 propuestas de los cuatro candidatos, y 38 acusaciones entre estos. Durante el debate libre primó el desorden.

UNO X UNO
Ricardo Bussi
9 PROPUESTAS
11 ACUSACIONES
El candidato de Fuerza Republicana eludió durante todo el debate la confrontación cara a cara. No obstante, cada tanto lanzaba algunas acusaciones; en especial, hacia los Gobiernos nacional (representado por José Cano) y provincial (Osvaldo Jaldo) -también chicaneó a Osatinsky, por la abstención de la izquierda a la destitución de Julio de Vido-. Luego, casi siempre tiraba una propuesta.
José Manuel Cano
2 PROPUESTAS
6 ACUSACIONES
El postulante de Cambiemos para el Bicentenario desarrolló sus parlamentos a partir de los logros de la Nación. En ese sentido, las eventuales “propuestas” acaso quedaron difuminadas entre lo ya hecho. Por el contrario, llevó algunos dardos que disparó exclusivamente a Osvaldo Jaldo. A cada propuesta del peronista le preguntaba, con sorna, por qué no la había realizado antes.
OSVALDO JALDO
2 PROPUESTAS
4 ACUSACIONES
El líder del Frente Justicialista por Tucumán, al igual que su rival macrista, se dedicó mayormente, a enumerar datos positivos de la actual gestión provincial. Sin embargo, también sacó de su manga un par de ases con los cuales apuró a su principal rival. En particular, los anuncios del Gobierno nacional, referidos a la suba tarifaria poselecciones. En el medio, deslizó un par de propuestas.
Ariel Osatinsky
22 PROPUESTAS
17 ACUSACIONES
El candidato del Frente de Izquierda y de los Trabajadores estructuró su participación en el debate sobre la base de la dicotomía acusación/propuesta. Iniciaba cada bloque temático con críticas a la Nación y a la Provincia -incluido el ex gobernador José Alperovich-, y lo cerraba con una serie de propuestas referidas a la cuestión en debate. También le respondió, aunque sutil, a Bussi.

UNO X UNO

Ricardo Bussi
9 PROPUESTAS
11 ACUSACIONES
El candidato de Fuerza Republicana eludió durante todo el debate la confrontación cara a cara. No obstante, cada tanto lanzaba algunas acusaciones; en especial, hacia los Gobiernos nacional (representado por José Cano) y provincial (Osvaldo Jaldo) -también chicaneó a Osatinsky, por la abstención de la izquierda a la destitución de Julio de Vido-. Luego, casi siempre tiraba una propuesta.

José Manuel Cano
2 PROPUESTAS
6 ACUSACIONES
El postulante de Cambiemos para el Bicentenario desarrolló sus parlamentos a partir de los logros de la Nación. En ese sentido, las eventuales “propuestas” acaso quedaron difuminadas entre lo ya hecho. Por el contrario, llevó algunos dardos que disparó exclusivamente a Osvaldo Jaldo. A cada propuesta del peronista le preguntaba, con sorna, por qué no la había realizado antes.

OSVALDO JALDO
2 PROPUESTAS
4 ACUSACIONES

El líder del Frente Justicialista por Tucumán, al igual que su rival macrista, se dedicó mayormente, a enumerar datos positivos de la actual gestión provincial. Sin embargo, también sacó de su manga un par de ases con los cuales apuró a su principal rival. En particular, los anuncios del Gobierno nacional, referidos a la suba tarifaria poselecciones. En el medio, deslizó un par de propuestas.

Ariel Osatinsky
22 PROPUESTAS
17 ACUSACIONES
El candidato del Frente de Izquierda y de los Trabajadores estructuró su participación en el debate sobre la base de la dicotomía acusación/propuesta. Iniciaba cada bloque temático con críticas a la Nación y a la Provincia -incluido el ex gobernador José Alperovich-, y lo cerraba con una serie de propuestas referidas a la cuestión en debate. También le respondió, aunque sutil, a Bussi.

Comentarios