Fuego cruzado entre ediles de Yerba Buena por los empleados municipales

El sector afín a Campero denuncia el nombramiento de militantes

16 Oct 2017

El conflicto entre los concejales de Yerba Buena abre un nuevo capítulo: las designaciones de empleados. Mientras que el sector afín al intendente, Mariano Campero (UCR-Cambiemos), denuncia la contratación de militantes, desde la presidencia del cuerpo insisten en que se trata de pedidos de recategorizaciones que el municipio rechaza.

“Ante el silencio a los numerosos informes requeridos, y habiendo tomado conocimiento a través de sus declaraciones realizadas a la prensa sobre la creación de nuevas dependencias en el Concejo, nos dirigimos a usted una vez más a fin de solicitarle que nos indique cuáles son las nuevas áreas que se abrieron, cuáles es el beneficio que trae a nuestro Concejo, el lugar donde dichas dependencias llevan a cabo sus tareas y el instrumento legal de creación de las mismas”, reza uno de los pedidos de informes de los ediles Javier Jantus, Benjamín Macome y Marcelo Rojas dirigidos al presidente del Concejo, el radical opositor a Campero, Benjamín Zelaya. “Esto nos lleva a pensar que esas designaciones sólo se realizaron con fines políticos”, continuaron los ediles afines a la intendencia.

Zelaya explicó que el conflicto es por un pedido de recategorización para empleados públicos municipales, aprobada en el Presupuesto 2016 y que es rechazada por Campero. “Esto es para todo el municipio y el intendente Campero también lo tendría que hacer cumplir la recategorización de los trabajadores y sin embargo utiliza una maniobra oscura y tramposa, porque paga las diferencias de sueldos en negro”, explicó el titular del cuerpo vecinal. Y agregó: “por ejemplo a los empleados del municipio que le corresponde el equivalente a la categoría 18 por la recategorización, les figura en las boletas de sueldo la categoría 15 y las diferencias las paga fuera de la Ley. Es decir, los empleados reciban el sueldo de la categoría 18 pero en las boletas todo figuran en la 15. Es una injusticia tremenda”, finalizó Zelaya.

Comentarios