Se pierden unas 190.000 ha de trigo por excesos hídricos

Pese a que se sembraron casi 100.000 ha más, la fuerte presión pluvial ya impacta sobre el escenario.

14 Oct 2017

BUENOS AIRES.- El panorama se ha vuelto complejo para el trigo. Setiembre ha vuelto a subrayar el patrón húmedo que domina en gran parte de la región pampeana. Ya se proyectan 3 quintales menos de los 33 quintales del año pasado en el rinde nacional, según el informe de la Guía Estratégica para el Agro (GEA) que elabora la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

Las pérdidas por los excesos hídricos exceden las 190.000 ha. Y las enfermedades pueden ser determinantes en esta campaña.

Por el momento se han realizado los controles y el cultivo no está cediendo frente a la presión de “roya amarilla”, “anaranjada”, ni a “mancha amarilla”. Pero hay alerta por la aparición de fusarium en Santa Fe y Entre Ríos, mientras nuevas lluvias seguirán presentes hasta el viernes 13 (ayer) en el centro de la región pampeana.

En maíz, la siembra está retrasada en 6 puntos respecto a la campaña pasada. El avance de las labores de siembra cubren 1,24 millón de ha, el 20% de una intención de 6,2 millones ha. Se afirma el maíz, con el área de siembra más importante de todos los tiempos, con un aumento del 6% sobre la 2016/2017. Pero lo hace lejos de lo que se esperaba hasta hace dos meses, cuando las intenciones señalaban un aumento en torno al 20%.

A pocos días de comenzar con la siembra, la intención de siembra de soja 2017/2018 se mantiene en 18,8 millones de ha. Se sostiene el rumbo que ha tomado la oleaginosa en la campaña pasada, con niveles de superficie más acotados, en torno a los 19 millones de ha. La nueva campaña de granos gruesos apunta a producir 95,5 millones de toneladas: 54,5 millones de soja y 41 millones de maíz. (agrositio.com)

Comentarios