El hijo de Escobar critica “Narcos”, la serie de Netflix

Dijo que no le sorprendió la muerte de un productor y que la serie molesta a los traficantes. “Molesta que se usen nombres para contar cosas que no son ciertas”, opinó el hijo del capo narco. Más corrupción que antes.

08 Oct 2017
1

NARCOS, EN NETFLIX

“Desafortunadamente, México es un lugar muy violento. Si yo fuera a África a filmar leones, no me sorprendería que uno me mate”, dijo el hijo de Pablo Escobar, en referencia al asesinato de uno de los productores de la serie “Narcos”, Carlos Muñoz Portal. “Netflix debería ser más responsable”, agregó en diálogo con el Daily Mirror.

Cuestionó la manera que tiene Netflix de abordar el tema del narcotráfico en Latinoamérica. “Los traficantes en Cali están viendo Narcos y nos les gusta. Les molesta que sus nombres y ciudades sean utilizados para contar cosas que no son ciertas. Contar mal la historia puede llevar a conflictos en la vida real”, advirtió Sebastián Marroquín (tras la muerte de su padre se puso ese nombre).

Dijo que comparado con los tiempos de su padre, ahora hay “más narcotráfico y corrupción”.

El cuerpo de Muñoz Portal fue hallado en su auto, que estaba en un camino sin nombre de la comunidad de San Bartolo Actopan, en el municipio de Temascalapa. Tenía múltiples heridas de bala. El vehículo había impactado contra un conjunto de cactus, lo que hace pensar que podrían haberlo matado en medio de una persecución.

El hijo de escobar no sólo cuestionó a Netflix por contar mal la historia, sino también por dar una imagen equivocada de los capos del crimen organizado. “Todos los días recibo docenas de correos de niños de todo el mundo que dicen que quieren ser como Pablo Escobar porque vieron Narcos. Es peligroso cómo estos programas de televisión glorifican la violencia y pintan a los narcotraficantes como héroes”, consignó Infobae.

Muñoz Portal tenía una larga trayectoria como cineasta y desde hacía varios años se dedicaba al hallazgo de locaciones para filmar películas y series estadounidenses en México. En eso estaba cuando fue acribillado en un paraje rural en el estado de México, cerca de la frontera con Hidalgo, una de las zonas más golpeadas por la violencia narco. (Especial)

Comentarios