Congreso Internacional de Educación: “acá los alumnos no comprenden la importancia de la educación, se duermen en la clase de inglés”

16 Sep 2017
1

S. makking-robinson (Australia)
“acá los alumnos no comprenden la importancia de la educación, se duermen en la clase de inglés”
“El gran problema que tienen los argentinos es que los alumnos acá no comprenden la importancia de la educación”. Según la joven australiana Skye Makking-Robinson, de 19 años, esa es una de las razones por las que la calidad educativa no logra despegar. “Los alumnos se duermen en la clase de Inglés, y no aprovechan esta herramienta importantísima para tu desarrollo personal y para salir al mundo, están demasiado centrados en ellos”, afirma la simpática joven que por estos meses vive en Córdoba, en virtud de un programa de intercambio estudiantil.
“Los chicos en la Argentina están más enfocados en tener una vida social que en los estudios, viven el momento y no piensan en el futuro. Allá, en cambio, hasta los 18  años no pueden entrar a los boliches. La vida transcurre entre el estudio, la playa y el cine”, sostiene Skye.
“En Australia casi todas las escuelas son estatales y tienen tanto o mejor nivel que las privadas de Argentina -agregó-. Se los trata como estudiantes universitarios, les dan mucha tarea, pero se manejan con la autodisciplina, no están detrás de los alumnos”.
Algo que ella “ama” es que la universidad sea gratuita. “¡Ojalá todas lo fueran en Australia!”, exclama. Dice que cuando regrese a su país ingresará a una donde tendrá que pagar anualmente 30.000 dólares australianos. “Pero por lo menos no tendré que hacerlo inmediatamente, porque allá cuando uno se recibe no debe pagar nada, ya que hay tiempo hasta que se encuentra un trabajo -explicó-. Sólo entonces se empieza a pagar una pequeña cuota hasta completar todo. Si uno deja a mitad de la carrera, el Gobierno empezará a descontar el dinero desde el primer sueldo en el primer empleo”.
S. Makking-Robinson (Australia)

“El gran problema que tienen los argentinos es que los alumnos acá no comprenden la importancia de la educación”. Según la joven australiana Skye Makking-Robinson, de 19 años, esa es una de las razones por las que la calidad educativa no logra despegar. “Los alumnos se duermen en la clase de Inglés, y no aprovechan esta herramienta importantísima para tu desarrollo personal y para salir al mundo, están demasiado centrados en ellos”, afirma la simpática joven que por estos meses vive en Córdoba, en virtud de un programa de intercambio estudiantil.
“Los chicos en la Argentina están más enfocados en tener una vida social que en los estudios, viven el momento y no piensan en el futuro. Allá, en cambio, hasta los 18  años no pueden entrar a los boliches. La vida transcurre entre el estudio, la playa y el cine”, sostiene Skye.
“En Australia casi todas las escuelas son estatales y tienen tanto o mejor nivel que las privadas de Argentina -agregó-. Se los trata como estudiantes universitarios, les dan mucha tarea, pero se manejan con la autodisciplina, no están detrás de los alumnos”.
Algo que ella “ama” es que la universidad sea gratuita. “¡Ojalá todas lo fueran en Australia!”, exclama. Dice que cuando regrese a su país ingresará a una donde tendrá que pagar anualmente 30.000 dólares australianos. “Pero por lo menos no tendré que hacerlo inmediatamente, porque allá cuando uno se recibe no debe pagar nada, ya que hay tiempo hasta que se encuentra un trabajo -explicó-. Sólo entonces se empieza a pagar una pequeña cuota hasta completar todo. Si uno deja a mitad de la carrera, el Gobierno empezará a descontar el dinero desde el primer sueldo en el primer empleo”.
Comentarios