Cómo será y qué precio tendrá el nuevo iPhone 8 que se presenta mañana

Verá la luz a 10 años del lanzamiento del primer teléfono de Apple.

11 Sep 2017

Apple lanzará su nuevo iPhone 8 mañana y espera que por ser el número de la suerte en China, le ayude a revertir sus malos resultados en el mayor mercado de smartphones del mundo (allí acumula seis trimestres de caídas en las ventas). El nuevo modelo, según las versiones no oficiales, podrá cargarse de forma inalámbrica, tendrá una pantalla táctil más avanzada y tecnología de reconocimiento facial.

Ocho datos sobre el iPhone 8.

Hay un dato que genera polémica en todo el mundo: el precio. El valor del dispositivo rondará los U$S 1.000 (el doble del salario medio en China, por ejemplo). En Argentina, ese monto representa más de $ 17.500.

La presentación de los nuevos teléfonos se podrá ver en directo en la web de Apple.

Características

Según el portal económico Iprofesional.com, se espera que el teléfono venga equipado con mejores cámaras, un procesador mucho más potente, una pantalla con una reproducción de color más avanzada y la posibilidad de cargar la batería de forma inalámbrica.


El sitio especializado consignó que también será presentado el iPhone X para conmemorar el décimo aniversario de la creación de este teléfono.

• El equió, según varios iconos presentes en el código de la versión final del sistema operativo, tendrá una pantalla OLED que ocupará todo el frontal salvo una pequeña pestaña en la parte superior.

• En esa pestaña hay varios sensores, un altavoz y la cámara frontal. Uno de los atractivos de este teléfono es que ofrecerá casi la misma superficie de pantalla del 7s Plus en el tamaño más compacto del 7.





• Tendrá una resolución de 1125 × 2436 pixeles y la misma tecnología True Tone que Apple ya incluye en los iPad y que permite adaptar la temperatura de color a la luz ambiente.

• El nuevo diseño obligará a deshacerse del lector de huellas, aunque algunos rumores apuntan a que Apple lo integrará en la parte trasera del dispositivo.


• En su lugar, el usuario podrá autenticarse mediante un nuevo sistema de reconocimiento facial que funcionará incluso tanto en ángulos extremos como de noche, gracias a un emisor de infrarrojos.

• Reconocerá los rasgos de la cara del usuario y su geometría para impedir que pueda ser burlado con una foto, como ocurre en algunos sistemas de identificación facial.

• Vídeos y animaciones en la versión final del sistema operativo explican cómo configurar este nuevo sistema de protección, que llevará el nombre de FaceID. Bastará con mover la cabeza en círculo durante la fase de calibración para que el sistema aprenda los rasgos faciales del usuario, publicó Iprofesional.com.

El éxito del próximo iPhone en China es crucial para la empresa con sede en Cupertino (California), en Estados Unidos (EEUU), que ha visto caer a su otrora muy codiciado móvil hasta la quinta posición en el mercado de teléfonos del país, por debajo de competidores locales como Huawei Technologies Co Ltd, Oppo, Vivo y Xiaomi Inc.

El nuevo tanque de Samsung: La Note 8 mejora el desenfoque de las fotos.

China, Taiwán y Hong Kong supusieron alrededor del 18% de las ventas de iPhone en el trimestre que terminó en julio, convirtiéndose en el mercado más importante para la empresa por detrás de EEUU y Europa.

Pero las ventas han ido decayendo paulatinamente, perdiendo un 10% en comparación con los resultados del año pasado, algo que contrasta con el crecimiento registrado en las demás regiones.

Según la consultora Counterpoint Research, la participación del iPhone en los envíos de smartphones a China cayó al 9% entre enero y junio, desde el 14% en 2015. Mientras que el iPhone 6 arrasó en China en 2014. El entusiasmo que ha supuesto el lanzamiento de los modelos que lo sucedieron ha decaído considerablemente.





El ocho es el número de la suerte en China porque suena similar a una frase que significa "hacerse rico". "Apple necesita en esta ocasión lanzar un producto muy innovador", dijo Mo Jia, un analista que trabaja en Canalys en Shanghái. Sin embargo, la creciente presión de sus competidores locales dificulta la vida de la empresa estadounidense.

El iPhone 7 se vio perjudicado por la percepción de que fue demasiado parecido a los modelos anteriores. Esta vez, pese a las versiones sobre las características del último modelo, los chinos todavía no están mostrando las mismas señales de euforia que mostraron en previos lanzamientos de iPhone, consignó la agencia Reuters.



En Esta Nota

Apple iPhone
Comentarios