El Brics habla de comercio con la crisis de Corea de fondo

La cumbre en China durará hasta el martes.

03 Sep 2017

XIAMEN, China.- Los jefes de Estado y de Gobierno del grupo de los Brics se reúnen a partir de este domingo en la ciudad china de Xiamen, con la cooperación comercial como principal tema de agenda y las crecientes tensiones con Corea del Norte como asunto de fondo.

Se espera que el presidente ruso, Vladimir Putin, y su par chino, Xi Jinping, aboguen por su propuesta de reducir las tensiones con Pyongyang con una paralización de las maniobras militares de EEUUy Corea del Sur en la región, a cambio de que los norcoreanos frenen su programa nuclear para iniciar nuevas negociaciones.

Ambos mandatarios llevarán seguramente la voz cantante en la cumbre de tres días de Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica. El encuentro se cierra el martes con la presencia de México, así como de los líderes de Egipto, Tailandia, Tayikistán y Guinea en el marco del proceso de consultas llamado “Brics-Plus”.

El presidente de Brasil, Michel Temer, inició su gira el viernes con una visita a China centrada en incentivar la llegada de inversiones al gigante sudamericano, una de las prioridades de su gobierno. La cumbre de los BRICS, el principal foro de naciones emergentes del mundo, estuvo precedida por roces entre China e India por problemas fronterizos. Ambas partes se pusieron de acuerdo sólo la semana pasada en retirar sus tropas de la región del Himalaya marcada por sus disputas en torno a la zona del Doklam.

Los cinco países del BRICS representan una cuarta parte de la economía mundial y al 42 por ciento de la población del planeta.

La correlación de fuerzas es sin embargo muy distinta, debido al peso económico chino y la relevancia política de Rusia, y la pérdida de influencia de Brasil por la crisis económica e institucional. El grupo emergente fue creado en 2009, entonces todavía con la estela ascedente de Brasil como potencia latinoamericana y sin Sudáfrica, que se unió un año más tarde.

El bloque aspiraba a ser un contrapeso al orden mundial occidental liderado por Estados Unidos. La cooperación en el foro se complica sin embargo a menudo por los distintos intereses y las conflictos entre los propios países miembros, como las tensiones fronterizas entre China y la India. (DPA)

Comentarios