El mozo Diego Costilla habría sido asesinado por su propio vecino, que es menor de edad

“Chanchón” tiene 16 años y es el principal sospechoso de haber cometido el crimen; lo detuvieron a la vuelta de la casa de la víctima. La Policía le secuestró siete cartuchos 9 milímetros, tres motocicletas, la suma de $ 5.000 y las prendas de vestir que habría llevado la noche que ocurrió el hecho.

27 Ago 2017
2

LA DETENCIÓN. Así se llevaban los policías de Homicidios a “Chanchón”.

Los allegados a Diego Ramón Costilla no entendían por qué los ladrones terminaron asesinándolo si el hombre, lejos de resistirse, había entregado su motocicleta para que se la llevaran. Con la detención del principal sospechoso, un menor de edad que vive a la vuelta de la casa de la víctima, podría responderse esa incógnita: Costilla habría reconocido al delincuente y este tomó la decisión de matarlo para asegurarse su impunidad.

Costilla tenía 31 años y trabajaba como mozo en un bar céntrico. Era el único sostén de la casa que compartía con su esposa y sus dos hijos menores de edad en el barrio 130 Viviendas. La noche del 18 de agosto había ido a jugar al fútbol con sus amigos y regresó cerca de la medianoche a bordo de su motocicleta.

Cuando circulaba por la esquina de avenida San Ramón y Rafael Obligado, en El Colmenar, se le acercaron dos jóvenes a bordo de una moto blanca. Estos lo amenazaron con armas de fuego y le exigieron que entregara el rodado. Según los testimonios recogidos por los investigadores, la víctima se bajó de su motocicleta y la entregó a los asaltantes. De todas maneras le dispararon: el balazo ingresó por su espalda y salió por su estómago, quitándole la vida.

Tras una intensa tarea investigativa, personal de la división Homicidios de la Policía, a cargo de los comisarios Hugo Cabeza y Daniel Cuellar, encontró una explicación. Sospechan que el autor del crimen es un tal “Chanchón”, que vive a pocos metros de la casa de Costilla. Este último lo habría reconocido al momento del asalto y el agresor le habría disparado para evitar que lo denunciara.


Fama de peligroso

El juez de Instrucción Alejandro Tomas autorizó a la Policía a allanar la vivienda del sospechoso. Esa medida se realizó ayer a la mañana, cuando los uniformados detuvieron a “Chanchón” dentro de su propia casa. Fuentes del caso informaron que es menor de edad y destacaron que a sus 16 años ya tiene más de 30 causas penales abiertas, mayormente por los delitos de robo, lesiones y amenazas.

Por otro lado, fuentes que frecuentan los tribunales penales de avenida Sarmiento comentaron a este diario que el chico es conocido por esos pasillos, ya que cada tanto debe acudir al Juzgado de Menores por una causa nueva. Y agregaron que suelen verlo pasar acompañado por su madre.

“Chanchón” tendría fama de “peligroso” en distintos barrios de la capital. Las mismas fuentes indicaron que este año ya estuvo relacionado con varios delitos a mano armada cometidos en Villa 9 de Julio.

En cuanto al allanamiento, además de detener a “Chanchón”, los policías le secuestraron siete cartuchos 9 milímetros, prendas de vestir que serán sometidas a pericias debido a que sospechan que pudo haberlas usado la noche del crimen, la suma de $ 5.000 y tres motocicletas. Esos rodados podrían probar una versión que manejan los investigadores: que “Chanchón” sería conocido en la zona por su vasta experiencia en robo de motocicletas.

Comentarios