Preocupación entre los empresarios turísticos de España por los efectos de los atentados

1

Homenaje en La Rambla, Barcelona. FOTO DE REUTERS.

La Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat) manifestó su "repulsa más absoluta" por los ataques.

18 Ago 2017

Los atentados en Barcelona y Cambrils causan preocupación también en el sector turístico de España, que hoy expresó su confianza en que los ataques extremistas no afecten a uno de los principales pilares económicos del país.

La Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat) manifestó su "repulsa más absoluta" por los ataques, al tiempo que subrayó en un comunicado que España es un país modelo de convivencia pacífica y de integración.

Quiénes son y cómo están los dos argentinos heridos en el atentado de Barcelona.

En esa línea, la entidad anunció: "pondremos de nuestra parte todo lo necesario para que se restablezca a la mayor brevedad posible el clima de confianza y seguridad que define a nuestro país", reportó la agencia de noticias DPA.

"Se han confirmado los temores que teníamos", dijo, por su parte, el presidente de la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV), Rafael Gallego.

En declaraciones a la agencia Europa Press manifestó su esperanza de que se haya tratado de un hecho aislado y coincidió en enfatizar que España no es un país más inseguro que otros.

En el primer semestre de este año, España recibió 36,3 millones de turistas, un 11,6% más que en el mismo periodo de 2016, que ya había sido récord. El destino de muchos de estos visitantes es Cataluña, cuya capital es Barcelona.

El conductor del atropello masivo en Barcelona es uno de los terroristas muertos en Cambrils.

El “boom" turístico es uno de los factores que ha acelerado la recuperación del país -la cuarta economía del euro- tras la debacle financiera de 2008.

Según el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, el turismo supone un 11,1% del producto bruto interno (PIB) de España, crea más de un 13,2% del empleo y da trabajo a casi 2,5 millones de personas.

Un hombre apuñaló a varias personas en una ciudad de Finlandia: hay al menos dos muertos.

Por su parte, la Organización Mundial del Turismo (OMT), que depende de las Naciones Unidas y tiene su sede en Madrid, condenó los atentados y transmitió su pésame a las familias de las 14 víctimas mortales.

El secretario general de la OMT, Taleb Rifai, calificó el atentado como "uno más de los cobardes ataques" contra la comunidad internacional y llamó a "permanecer unidos en la lucha contra estas fuerzas de la oscuridad y contra todo tipo de actos terroristas". (Télam)



Comentarios