La fiscala Giannoni cita a la ex jefa del funcionario judicial y personal trainer Neufeld

Está previsto que la secretaria Gabriela Saguir declare hoy en el ámbito del caso penal. La Fiscalía pretende determinar si cometieron delitos el titular de los oficiales notificadores y “personal trainer”, u otros.

28 Jul 2017
1

FISCALA DE INSTRUCCIÓN N°8. Adriana Giannoni en el Palacio de Justicia. la gaceta / foto de Antonio Ferroni (archivo)

El caso del funcionario judicial y personal trainer Rodolfo Enrique Neufeld volvió a sacudir los Tribunales provinciales. Sucede que la fiscala de Instrucción N°8, Adriana Giannoni, citó a declarar como testigo a Gabriela Saguir, responsable de la Mesa de Entradas Civil, y jefa de Neufeld durante el período en el que este trabajó como oficial notificador y profesor de gimnasia incurriendo en una incompatibilidad horaria y funcional, según el criterio de la Sala VI de la Cámara del Trabajo. El 13 de junio, ese tribunal rechazó la indemnización reclamada contra el gimnasio Altos de Urquiza y comunicó la situación de “grave incumplimiento” a la Corte Suprema de Justicia de Tucumán “a los fines que correspondiere”.

Está previsto que Saguir declare hoy en el ámbito de la causa penal que abrió Giannoni de oficio luego de que LA GACETA publicara el contenido de la sentencia que rubricaron las camaristas laborales María Poliche de Sobre Casas y Beatriz Bisdorff. La fiscala procura determinar si Neufeld u otros cometieron delitos. A esos efectos, la representante del Ministerio Público que encabeza Edmundo Jiménez ya empezó a reunir documentación relativa al funcionario y profesor de gimnasia: a la Sala VI le pidió una copia certificada de la sentencia que expuso la “grave incompatibilidad” mientras que a la Corte requirió el legajo; las acordadas de nombramiento y ascensos; los horarios de ingreso y egreso al trabajo en Tribunales con especificación del cargo; el registro de la planilla de asistencia y el modo de constatación de su cumplimiento; el registro de las notificaciones diligenciadas y concretadas desde la asignación a la oficina que permitía salir a la calle; la fecha de notificación del fallo de la Sala VI de la Cámara del Trabajo, y la acordada que dispone la comunicación a la Corte de toda denuncia contra un empleado y funcionario judicial.

Goane pasó este lunes a Estofán el fallo del 13 de junio que expuso la anomalía

Extraoficialmente trascendió que serían citados a testificar en sede penal -bajo juramento de decir la verdad- todos los que, en su momento, debieron controlar a Neufeld. Saguir fue su superiora en la Oficina de Oficiales Notificadores hasta el año pasado, cuando el alto tribunal creó la jefatura que hoy ejerce el secretario judicial y personal trainer (para ello se organizó un concurso interno al que sólo él se presentó y en el que logró 80 puntos sobre 100, según la Acordada 748/16). Previamente (hasta 2012) Neufeld trabajó en la Secretaría Administrativa a las órdenes de la secretaria Carolina Ledesma Padilla, nuera del vocal decano René Goane y en el presente encargada de la Oficina de Planificación Estratégica de la Corte Suprema. El control de asistencia del personal judicial está en manos de la Secretaría de Superintendencia que dirige Gabriela Blanco desde 2009.

En el juicio laboral que se tramita en la Cámara del Trabajo, Neufeld dijo que se había desempeñado como profesor del gimnasio Altos de Urquiza entre 2002 y enero de 2015, cuando se dio por despedido, de 9 a 13 y de lunes a viernes. Las acordadas de la Corte -que solicitó Giannoni- indican que el actual y primer jefe de los oficiales notificadores de la capital ingresó a Tribunales en 2005 como ordenanza a partir de una designación discrecional -logró cinco ascensos entre 2011 y 2017-. Desde entonces y hasta 2012 debía trabajar en el horario vespertino de 13 a 19. La Sala VI dijo que no era posible que entrara a las 13 al Palacio de Justicia de esta capital puesto que a esa hora salía del gimnasio sito en 25 de Mayo al 800, es decir, a casi un kilómetro y medio de distancia. En 2012, Neufeld se convirtió en notificador, promoción mediante. Las camaristas Poliche de Sobre Casas y Bisdorff interpretaron, sin embargo, que este cambio agravaba su situación: “puesto que entonces el encargado mayor debía trabajar en el horario matutino”.

“Que la Justicia investigue”

Diego Courel, abogado del funcionario judicial y profesor de gimnasia Rodolfo Enrique Neufeld, reiteró ayer que su cliente no hará comentarios por el momento. “Su posición es que la Justicia investigue”, explicó Courel en una conversación telefónica. En principio, Neufeld buscaría que la Corte Suprema de Justicia de Tucumán revise el fallo que detectó la “grave incompatibilidad”.

Comentarios