En su encuentro, los escritores se proponen trabajar por la paz

El tema dominante es la necesidad de enfrentar una sociedad que se muestra fragmentada

21 Jul 2017

“Fue una convocatoria exitosa, los objetivos se han cumplido plenamente”, dijo Perla Jaimovich, una de las coordinadoras del II Festival de la Palabra que hoy llega a su fin luego de una semana de intensa actividad entre los casi 300 escritores participantes.

El festival, organizado por la Secretaría de Extensión Universitaria de la UNT, fue coordinado por Jaimovich y por su hijo, Gustavo Callejas. Las actividades se llevan a cabo en el Centro Cultural Virla, con El árbol de Galeano como punto de apoyo.

A modo de conclusión sobre el encuentro, Jaimovich dijo: “rescato el tema de la aceptación del otro en su pensamiento, de que el otro puede opinar diferente, y he visto estos días mucha aceptación y respeto de parte de los diferentes grupos literarios e incluso entre escritores de distintas generaciones”. Añadió que este tipo de encuentro, con esta dinámica, contribuye a la integración entre los autores.

Agregó que estamos asistiendo a una revolución de la comunicación, pero que no importa el soporto por el cual uno se comunique sino el valor de la palabra. “Frente a una sociedad que se muestra fragmentada el gran desafío es trabajar por una cultura que promueva la paz, el entendimiento, valores humanos tales como la inclusión, la no violencia hacia las mujeres, los derechos de los desprotegidos, la protección del medio ambiente, la tolerancia”.

Callejas, por su parte, resaltó el trabajo de los grupos locales. “Es importante revalorizar el territorio e ir construyendo la identidad mediante el uso de la palabra, en nuestro caso, ir construyendo la tucumanidad, que es lo que nos identifica”. En ese sentido, ponderó el trabajo de algunos escritores provenientes de las comunidades de pueblos originarios.

Finalmente, ambos subrayaron que hay un acuerdo unánime en cuanto a que los certámenes literarios y la publicación de antologías son muy importantes para aquellos escritores a quienes se les dificulta publicar libros. “Esto es lo que les permite visibilizar sus obras, tanto entre sus pares como hacia el público”, subrayó Jaimovich.

Comentarios