Certificaron $ 7 millones en un mes y aún no concluyó la obra

El 70% del monto original se habría utilizado en octubre de 2013

13 Jul 2017

En sólo un mes de trabajo, Marán Constructora S.R.L. declaró haber certificado más del 70% del presupuesto de una obra millonaria. Casi cuatro años después, las tareas no han concluido. Esto es lo que surge de un análisis conjunto de la documentación que la empresa remitió al Registro de Constructores de la Provincia y de un informe del Instituto Provincial de Vivienda y Desarrollo Urbano (Ipvdu).

A principios de 2013, Marán resultó la adjudicataria de una contratación directa para llevar a cabo 120 mejoramientos habitacionales en la localidad de Yerba Buena. El monto original de ese acuerdo -según el Ipvdu- es de aproximadamente $ 9 millones. En agosto de ese año, la constructora inició las tareas. Dos meses después, en octubre de 2013, la empresa certificó más de $ 7 millones por esta obra: cerca de un 75% del presupuesto base. En la planilla que Marán presentó ante el registro se incluye información de los primeros 10 meses de trabajo en esta obra. Entre agosto de 2013 y mayo de 2014, la empresa declara haber certificado unos $ 14 millones: más de un 50% por encima del presupuesto original. Sin embargo, aún no se han finalizado los módulos habitacionales.

“Ahora estamos concluyendo la obra”, dijo Jorge Tapia, inspector del Ipvdu a cargo de supervisar los avances de Marán en esta adjudicación. Según la Municipalidad de Yerba Buena, hay aproximadamente 15 módulos que necesitan retoques de pintura para poder dar por finalizada la obra. Se le preguntó a Tapia por los avances concretados en octubre de 2013. “Se avanzó en ese momento en la obra, por supuesto... ”, respondió. “Sí, se avanzó bastante y después surgieron algunos problemas económicos y otros climáticos y ahora se está terminando”, concluyó. Sin embargo, Tapia no quedó conforme y luego aclaró que una certificación de ese tipo no era posible. Dijo que él no había firmado un avance de esa magnitud.

Según el Registro de Constructores de la Provincia, las declaraciones que una empresa formula ante el organismo no son una presentación aislada. Las constructoras presentan un balance en el que deben adjuntar la certificación oficial de la repartición que las contrató. De esa manera, el Ipvdu no podría desvincularse de lo que Marán declaró ante el registro.

Al momento de referirse a los problemas económicos que causaron las demoras, el inspector señaló a Marán. “Eso lo tendría que explicar la empresa”, contestó. La constructora pertenece a Sebastián Alejandro y Darío Martín Nieva, quienes estarían vinculados a un funcionario del Ipvdu (Lucas Barrionuevo, coordinador de Programas Federales). LA GACETA TV contactó a los empresarios y ellos afirmaron que tenían todo en regla y que no debían dar explicaciones. Ambos se negaron a prestar mayores declaraciones.

El presupuesto

Según un informe que remitió la Secretaría de Vivienda y Hábitat de la Nación a la senadora radical Silvia Elías de Pérez, el monto de esta obra sería mayor al que reflejan los informes del Ipvdu. Mientras la repartición provincial indica que el contrato se celebró por poco más de $ 9 millones, la parlamentaria aseguró que desde la Nación le enviaron un informe según el cual el acuerdo se habría celebrado por más de $ 32 millones.

Comentarios