Concejales rechazan una suba en la tarifa de taxis en la capital

Un sindicato solicitó un incremento del 15%.

12 Jul 2017
1

Viajar en taxi costará lo mismo en San Miguel de Tucumán hasta que termine el 2017. Un sindicato de taxistas solicitó un aumento en la tarifa, pero los concejales de la Capital ya rechazaron el pedido. Desde la comisión de Tránsito y Transporte explicaron que la pauta es aprobar ajustes sólo una vez al año. El último incremento fue en enero.

La filial tucumana de la Federación Nacional de Conductores de Taxi solicitó por escrito esta semana un aumento del 15% en la tarifa de taxis. El último ajuste fue sancionado el 15 de diciembre y entró en vigencia el primero de enero: se fijó la bajada de bandera se mantiene en $ 13 y $ 1,30 para la ficha cada 100 metros. La suba solicitada ronda los $ 2.

“Pedimos la readecuación de la tarifa en busca de una mejora en la situación económica de los taxistas. Conocemos la realidad del sector y es necesario una readecuación. Necesitamos que las autoridades entiendan que somos laburantes y que la variabilidad económica también nos afectó”, explicó Julio Rodríguez, delegado gremial del sindicato que nuclea a los conductores de taxis.

En el petitorio solicitaron también el incremento en los controles municipales contra los taxis “truchos”. “Tramitamos un subsidio ante el Gobierno nacional para pedir una tarifa diferencial sobre el GNC. Presentamos el pedido al ministro de Energía (Juan José) Aranguren, pero hasta ahora no tuvimos respuestas. Por eso es que presentamos un recurso de amparo para que el precio se retrotraiga hasta los valores de marzo. Le pedimos disculpas a los usuarios, pero nos vemos en la obligación de pedir un aumento”, explicó Rodríguez.

El vicepresidente de la comisión de Transporte del Concejo, José Francisco “Lucho” Argañaraz, adelantó que no habrá incrementos en el transporte público hasta que termine el año. “El pedido que ingresó no será tratado durante estos meses. No porque haya elecciones, sino porque tuvieron una suba importante hace poco tiempo, desde el primero de enero. Entendemos que no pasó el tiempo suficiente, la idea del cuerpo es tratar cualquier incremento una vez al año. Si lo tratamos una sola vez el año pasado, que hubo una inflación del 40%, este año que se supone que rondará el 25% no será diferente”, sentó postura el radical, que integra el interbloque Acuerdo para el Bicentenario (ApB, afín a la Intendencia).

En la comisión de Transporte la oposición es mayoría: es presidida por Rodolfo “Johny” Ávila (ApB). Argañaráz (ApB), José María Franco (Restauración Peronista), Dante Loza y María Belén Cruzado Sánchez (ambos de Tucumán Crece-PJ). “A esta altura del año, al menos de mi parte, es imposible tratar aumentos. Ya adelanté mi posición a los taxistas”, continuó Argañaráz. El concejal explicó que en esa comisión se debate una iniciativa para regular las agencias digitales de taxis, un proyecto para instalar cámaras de seguridad en los colectivos, y otra para implementar posnet en taxis para abonar los viajes por pago electrónico (tarjetas de débito).

Loza, presidente de la bancada Tucumán Crece-PJ, coincidió con Argañaraz. “Sé que hubo aumentos de combustible y hay una inflación que no puede ignorarse, pero no sé si es el momento para hablar de aumentos. Quiero analizar el pedido, pero la verdad es que hay que cuidar los bolsillos de los clientes. Hay que tener cuidado. No está previsto en el corto plazo tratar ningún aumento. Lo analizaremos, como con cada requerimiento. Sé que la realidad nacional es difícil, pero no creo que sea momento para hablar de más aumentos”, expresó el peronista.

Comentarios