Los actores fueron desalojados de la Casa Histórica

Las autoridades le solicitaron al grupo Los intérpretes que desocupe el cuarto que usaban como camerino para montar la obra de teatro dentro del museo. Era un trabajo autogestionado, pero nunca habían tenido reclamos por utilizar ese espacio que ahora ocupa la Guardia de Honor. El reclamo de los artistas.

01 Jul 2017

De tantos años contándolo, hasta ellos se habían creído el cuento de los próceres en los tiempos de la Independencia. Es que Manuel Belgrano, Bernabé Aráoz y Francisca Bazán de Laguna fueron los “anfitriones” de la Casa Histórica durante más de 12 años, encarnados por los actores de la compañía teatral Los Intérpretes. Sin embargo, con los recientes cambios de las autoridades y del funcionamiento interno del museo, los artistas tuvieron que hacer las valijas y desocupar el cuarto que ocupaban a modo de camerino.

Ellos hablan de “desalojo”. En un comunicado que lanzaron en las redes sociales, y que tuvo gran apoyo del público, consignaron: “Lamentamos informar que el grupo teatral Los Intérpretes fue desalojado del Museo Casa Histórica de la Independencia. Recibimos esta noticia con gran dolor porque queremos que nuestro trabajo artístico, cultural e histórico no se borre, que no desaparezca. Queremos seguir realizando nuestros espectáculos históricos. Queremos conservar nuestro espacio físico dentro del museo. Sin espacio físico para poder guardar nuestros elementos de trabajo es imposible poder realizar nuestro arte”.

“Hace dos semanas y media nos pidieron que desalojemos el espacio que utilizamos para guardar el vestuario, las luces y todos los elementos que usamos en nuestras intervenciones artísticas. No hay explicaciones, sólo nos dicen que se trata de una orden que viene de Buenos Aires. Nada más”, explicó el actor Horacio Dantur en diálogo con LA GACETA. “Quieren callar a los próceres. Cuando vengan los turistas en julio van a encontrar la casa vacía”, agregó.

La compañía teatral admite que los actores no son empleados del museo, que depende de la Dirección Nacional de Museos y esta, a su vez, del Ministerio de Cultura de la Nación. Sin embargo, entienden que no se puede tirar por la borda un trabajo que vienen desarrollando desde hace más de una década, para el cual investigaron la historia, escribieron los guiones, y se metieron en la piel de los personajes fundamentales de la gesta independentista.

“Somos pioneros en el teatro histórico en la provincia, justamente en la ciudad histórica de los argentinos. El nuestro es un espectáculo que disfrutan los turistas, los chicos de las escuelas, instituciones públicas y privadas y hasta los presidentes que visitan la Casa Histórica los 9 de julio”, destacó Dantur.

El grupo Los intérpretes solía acompañar a los turistas y a las escuelas en las visitas a la Casa Histórica, y también montaba una obra de teatro en el interior del museo. Durante julio solía haber una función diaria, siempre aplaudida por los visitantes tucumanos y de otras provincias. Además, hacen espectáculos vinculados a la historia de la gesta patria, contratados por diversas instituciones. Según Dantur, el grupo de trabajo está conformado por 30 personas, entre actores, historiadores, vestuaristas y asistentes.

Sin un proyecto

La Casa Histórica está siendo sometida a un reordenamiento, que abarca desde un nuevo planteo museológico y la renovación del espectáculo de luz y sonido hasta un cambio de autoridades. Como parte de esas modificaciones dejó la dirección Patricia Fernández Murga y la ocupa, de manera interina, Gabriela Gorriti, quien ayer conversó con LA GACETA. Ella reconoció el trabajo de más de una década de la compañía teatral histórica, pero a su vez explicó los motivos de la medida.

“El problema es que el grupo no cuenta con ningún respaldo legal o administrativo que los autorice a realizar la obra y ocupar un espacio del museo. Nosotros no les prohibimos que reciban a los turistas en la puerta, ni que realicen la obra si es que son contratados -y asegurados- por algún organismo o institución. Pero para ser parte del museo deben presentar un proyecto de gestión, con una propuesta que deberá ser evaluada y aprobada por la Nación. Recordemos que se trata de un museo nacional y de un Monumento Histórico, no es un centro cultural que se gestione de forma local”, argumentó.

La ausencia de ese marco legal, explicó Gorriti, genera al menos dos problemas principales. Por un lado, los actores no cuentan con un seguro o una ART en caso de que ocurra algún incidente durante sus intervenciones; y, además, no hay una situación de transparencia ni de igualdad de posibilidades para otras compañías que también quisieran trabajar en la Casa Histórica. “Los Intérpretes, como cualquier otro grupo, deben presentar proyectos y estos deben ser evaluados para que todos tengan la posibilidad de hacerlo. De otra manera no es un proceso justo ni transparente. De hecho, todos los cargos de la Casa Histórica, incluyendo el mío, van a ser concursados. Es algo que nunca se hizo hasta ahora y que la nueva gestión está buscando implementar”, prosiguió la directora interina.

“No les impedimos la entrada; si una escuela o la Municipalidad los contrata para algún acto en el museo, se analizará la situación en ese momento. Pero, por ahora, no pueden tener un lugar físico dentro de la institución porque no son empleados del museo. El cuarto que ellos ocupaban está destinado ahora a la Guardia de Honor”, resaltó.

Según sus palabras, ella les explicó a los actores que deben presentar un proyecto -en el cual seguramente sumarán los años de trayectoria en este tipo de espectáculos- pero que hasta el momento únicamente presentaron un cronograma de actividades. “Lo único que hay en los archivos es un acuerdo con la Sociedad Amigos de la Casa Histórica, pero era sólo para 2011. Después de eso, nunca hubo un marco legal”, insistió Gorriti.

comentarios