“Romano me dijo: ‘tirate o te bajo a vos también’” - LA GACETA Tucumán

“Romano me dijo: ‘tirate o te bajo a vos también’”

La versión de la familia de los agricultores.

25 Ene 2017
2

QUEBRADO. José Moreno vio morir a su padre y a su hermano hace 10 días. la gaceta / foto de Analía Jaramillo

José y Javier Moreno juran que no pueden dormir desde hace 10 días. Los atormenta una imagen que no puede quitarse de la cabeza: la su padre, Oscar Martín, y de su hermano, Oscar Orlando, cayendo sin vida a un camino de tierra de Tafí del Valle, luego de recibir tres y dos balazos, respectivamente. Los entrevistados ratificaron que a los fallecidos los mató el comisario Dardo Romano -único detenido- y que no hubo ningún enfrentamiento con la Policía.

Javier llegó a entrevistarse con LA GACETA con las muñecas vendadas. En su brazo izquierdo y el pecho todavía se veían impactos de balas de goma. José apenas mostró algunos rasguños en la cara, pero el rostro se le desfiguró después al estallar en llanto. El caso es complejo y, además de tener dos versiones contrapuestas, muestra varios puntos oscuros. El primero se da al comienzo: ¿Hubo un control policial?

“Los policías nos fueron a buscar a la cancha, vestidos de civil. Ni siquiera preguntaron por otros autos, fueron directamente a nosotros por el VW Vento. Ya nos venían pidiendo coimas hace rato”, denunció José, quien agregó que su padre le daba verduras o asado a los efectivos. Ese día, según relató, les pidieron $ 5.000. La versión de los hermanos en este punto coincide con la de los policías: hubo gritos de discusión, pero nadie tiró un golpe.

Los Moreno denunciaron que la Policía los siguió y les cortó el camino. Según el parte policial, los uniformados se habían quedado custodiando el vehículo. “Se bajó el oficial (Rodrigo) Ramos y lo quería detener a mi cuñado (Adrián Moya) porque le había pedido que se identificara. También sacó un arma y la remontó. Una vecina lo estaba filmando y ellos la obligaron a borrar todo”, advirtió Javier.

Ramos y el oficial José Antonio Martínez terminaron internados por golpes. ¿Cuándo los agredieron? “En ese punto ya había llegado mi papá y les preguntó por qué estaban haciendo eso con el auto. Un tal ‘Kiki’, policía, le dijo que no se hiciera el malo, lo empujó y lo tiró. Ramos lo quiso patear pero no pudo porque mi cuñado lo empujó. ‘Kiki’ sacó un arma y nos empezó a apuntar a todos a la cabeza. Mi papá, que siempre nos protegía, se puso en frente para que no nos hiciera nada y forcejó con él. Ahí le sacó el arma. No recuerdo que alguien le pegara a Martínez”, recordó Javier. Vale la pena recalcar que una persona que estuvo en el incidente declaró que los agricultores golpearon y le robaron el arma a uno de los uniformados.

Los Moreno aseguran que los policías nunca les dijeron que el auto estaba secuestrado, por lo que se lo llevaron. En San Cayetano fueron interceptados. “Ahí comenzaron a disparar”, contó José.

¿Hubo enfrentamiento? los hermanos aducen que no. “Mi papá estaba arrodillado con las manos en alto cuando el comisario Romano le disparó tres veces. Orlando fue a abrazarlo y lo mató a él también. Es algo que nunca me voy a poder olvidar. Después me dejaron inconsciente a balazos de goma”, afirmó Javier. Su hermano, en cambio, vio todo: “mi papá empezó a convulsionar. Romano me dijo ‘tirate o te bajo a vos también’”.

El último punto oscuro es el del auto. ¿Por qué no estaba hecha la transferencia? Por primera vez ante la prensa, Javier lo explicó: “Mi papá tenía para la venta unas tierras y había un hombre del sur interesado, que le dijo que le iba a pagar el terreno entregándole el Vento en parte de pago. La promesa era que, cuando terminara de pagar las tierras, le iba a hacer todos los documentos. Pero no lo hizo”.

Operado

Por otra parte, el oficial Martínez fue operado ayer de una triple fractura en el rostro. La intervención duró más de tres horas.

Comentarios