Crisis en Londres y en la UE por el Brexit - LA GACETA Tucumán

Crisis en Londres y en la UE por el Brexit

Los países del bloque quieren que el Reino Unido apure su salida, pero Cameron advirtió que su país avanzará con su propio ritmo. A tres días de que la mayoría de los británicos decidieran en las urnas abandonar la Unión Europea (UE), una crisis se desató dentro de los dos principales partidos del Reino Unido y activó una ola de frenéticas reuniones entre los máximos líderes del bloque y Estados Unidos para contener un posible efecto dominó.

27 Jun 2016
1

EXTRAVIADOS. Muchos británicos siguen sin entender qué pasó el día de la votación y tratan de encontrar una explicación ante la decisión mayoritaria. reuters

LONDRES/BRUSELAS/BERLÍN.-El Reino Unido y la Unión Europea (UE) se trenzaron en un tenso debate sobre el ritmo al que debe llevarse a cabo la salida del país del bloque comunitario tras el referéndum del “Brexit”.

Paralelamente, los partidos políticos británicos entraron en una crisis de liderazgo provocada por la decisión aprobada en las urnas. Y mientras 3,3 millones de personas firmaron una petición para que haya una nueva consulta sobre la permanencia en la UE.

El Parlamento Europeo se unió a las voces que piden a Londres que su salida de la UE sea rápida y exigirá al primer ministro británico, David Cameron, que inicie el proceso de desconexión en la cumbre de la UE del próximo martes, adelantó el periódico dominical alemán “Frankfurter Allgemeinen Sonntagszeitung”.

Sin embargo, Londres respondió que no aceptará presiones y que será su Gobierno el que “determine los plazos”, afirmó el ministro de Relaciones Exteriores Philip Hammond a la emisora ITV.

“El referéndum es un asunto interno” británico, señaló Hammond después de que el viernes Cameron anunciara que renunciará a su cargo en octubre y que debe ser su sucesor el que negocie con la UE.

Las negociaciones empezarán cuando haya un sucesor de Cameron, reiteró Hammond, pese a que tanto la Comisión Europea como los líderes de otros países socios pidieron a Londres que el proceso de “Brexit” comience de inmediato para no generar más incertidumbre y parálisis.

Cumbre en la UE

Por su parte, un diplomático de la UE señaló que en las capitales de Europa hay comprensión acerca del hecho de que Cameron no podrá iniciar el proceso de desconexión formal el martes durante la cumbre. Previamente, se habían reunido en Bruselas 27 altos diplomáticos de todos los países miembro sin el Reino Unido para definir los lineamientos de la cumbre.

“Hay una crisis política muy significativa en el Reino Unido”, dijo el diplomático, que no quiso dar su nombre. Así y todo, se espera que Londres emprenda “lo antes posible” el proceso de salida previsto en el artículo 50 del Tratado de la UE. Para ello, Londres tiene que presentar una solicitud a Bruselas. En el segundo día de la cumbre, los países de la UE se reunirán sin el Reino Unido. De esta forma, dejarán en claro que están decididos a seguir funcionando con 27 miembros, dijo el diplomático.

En siete ciudades habrá hoy reuniones de crisis entre políticos europeos. Entre otros, la canciller alemana, Ángela Merkel, hablará con el presidente francés, François Hollande; con el primer ministro italiano Matteo Renzi y con el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk. El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, mantendrá a su vez encuentros en Bruselas y Londres.

Los presidentes del Parlamento Europeo (PE) y de la Comisión Europea (CE), Martin Schulz y Jean-Claude Juncker, respectivamente, ya pidieron claramente a Cameron que tome las riendas del proceso y no espere a que lo haga un nuevo líder, como el propio premier británico había anunciado el viernes pasado, cuando anunció que renunciará antes de octubre, cuando su partido elija a un nuevo líder.

Crisis laborista

Además, el líder de los laboristas británicos, Jeremy Corbyn, tendrá que hacer frente a una auténtica rebelión entre sus filas con una moción de censura de sus propios legisladores. Varios de los integrantes del llamado “gabinete en la sombra” de la oposición renunciaron y exigen que Corbyn se marche. El político es criticado por no haber defendido con suficiente pasión la permanencia de Reino Unido en la UE durante la campaña y consideran que no es capaz de vencer en las eleciones que seguramente se celebrarán tras la renuncia de Cameron.

Abierto defensor de un modelo de bienestar que rechaza el paradigma de la austeridad que domina hoy en toda Europa, Corbyn ya fue duramente cuestionado por varios ex primer ministros laboristas y gran parte del establishment de esa fuerza, la más importante de la oposición. Obligado a hacer un equilibrio constante, su situación al frente del Laborismo se deterioró dramáticamente tras el fracaso en las urnas de esta semana.

Por eso, no está claro con cuánta fuerza llegará Corbyn hoy al debate que mantendrá la bancada de diputados laboristas y que culminará con un voto no vinculante sobre su continuidad.

Según las reglas del partido, si al menos 50 diputados de los 232 de la bancada piden renovar el liderazgo, la fuerza está habilitada a buscar un nombre o, incluso, a convocar nuevas internas.

En el campo conservador, en tanto, el diario The Sunday Telegraph publicó que el ex alcalde de Londres y líder indiscutido de la campaña a favor del Brexit, Boris Johnson, se postulará esta semana para suceder a Cameron en el congreso anual del partido en octubre.

En tanto, los líderes de los bancos centrales de la UE, Estados Unidos e Inglaterra, entre otros países, se reunirán esta semana en Portugal con motivo de un foro económico que tendrá al Brexit y a sus consecuencias como telón de fondo. La iniciativa, organizada por el Banco Central Europeo, tendrá lugar entre los días 27 y 29 (hoy y el miércoles venidero) en el municipio luso de Sintra, ubicado a 30 kilómetros de Lisboa.

Referéndum bis

La campaña para que haya un segundo referéndum siguió en tanto en marcha. Los firmantes exigen que se repita porque consideran que el 52% de apoyo al “Brexit”, con un 72% de participación, es un resultado insuficiente. Piden que haya otra consulta en la que se exija una participación de al menos el 75% o que más de un 60% de votantes se manifiesten a favor o en contra del “Brexit”.

El sábado, la petición oficial al Parlamento superaba el millón de apoyos, que no dejan de crecer. Para que una petición entre a debate en el Parlamento basta con 100.000 firmas. La petición llevaba online desde mediados de mayo. En el referéndum del jueves, la participación fue del 72% y ganó la opción de separarse de la UE con un 52% de apoyos. (DPA-Télam-Reuters)

Comentarios