UCIT reclamó un fuerte financiamiento

La entidad afirmó que se requieren $ 700 millones para salvar la actual campaña azucarera.

20 Sep 2015
En momentos de una “crisis terminal”, la Unión Cañeros Independientes de Tucumán (UCIT) volvió a reclamar la intervención efectiva del Gobierno provincial para alcanzar una financiación que permita sostener la industria azucarera.

Según UCIT, la agroindustria local, una de las dos de mayor impacto en la economíasocial tucumana, requiere $ 700 millones para poder cubrir el costo de la zafra. En esa línea, dijo que ese monto debería distribuirse entre los diferentes sectores de la actividad:

• $ 200 millones deben dirigirse a la ayuda de pago de salarios de los obreros en los ingenios, “con presentación de planillas y contratos de exportaciones”.

• $ 300 millones para la compra de azúcar en el mercado interno. De esa forma, se llegaría a cubrir un total de 1,1 millón de bolsas equivalentes a 55.000 toneladas. Se tomaría como precio de referencia los $ 270 por la bolsa de 50 kilogramos.

• $ 200 millones para recomponer capital de trabajo. “Estos créditos podrían ser canalizados con un fideicomiso dentro de la operatoria del Banco Nación (BN)”, expresó la organización cañera.

A su vez, UCIT exigió que sea de carácter obligatorio la molienda total de la producción de caña de azúcar de aquellos productores de hasta 100 hectáreas.

La entidad insistió en la “presión” sobre la Nación para confirmar el aumento de dos puntos porcentuales (de 10% a 12%) del corte de mezcla de alcohol de caña en las naftas, dentro del programa nacional de biocombustibles.

“Este punto no sólo tiene importancia en función de evitar un volumen exportable y a mejorar el precio promedio de los azúcares, sino también evitar que el techo de producción quede definido pura y exclusivamente por el volumen de consumo interno nacional”, manifestó. UCIT remarcó la necesidad de que la gestión en el ámbito nacional debe ser regional, impulsado por la industria y los gobiernos de las provincias azucareras (Tucumán, Salta y Jujuy).

Comentarios