El Congreso del PJ cargó contra los amayistas

Olea los mandó a “hacer la suya”. Mansilla advirtió que hay que apoyar a Manzur. “si no tenemos gobernador, no tenemos nada” El alperovichismo se mostró unido y ratificó a Olea como presidente

18 Abr 2015
1

MENSAJES. Sin mencionarlo, Olea y Mansilla criticaron al amayismo. la gaceta / foto de FOTO DE JORGE OLMOS SGROSSO

No se sentaron ayer en las butacas del auditorio del Partido Justicialista (PJ). Los dirigentes amayistas, sin embargo, estuvieron presentes en los discursos que se pronunciaron en la sesión del Congreso Provincial. El órgano de máxima jerarquía y representatividad del peronismo ratificó ayer a sus autoridades hasta 2019; autorizó al Consejo del PJ (que encabeza la senadora Beatriz Rojkés) a celebrar alianzas para las elecciones provinciales y nacionales y habilitó que extrapartidarios puedan ser candidatos. Ministros, legisladores, intendentes, concejales, comisionados comunales y militantes colmaron el anfiteatro (participaron 80 de los 100 integrantes) y se mostraron unidos para apoyar la fórmula oficialista a la gobernación conformada por el vicegobernador, Juan Manzur, y el ministro del Interior, Osvaldo Jaldo.

Por unanimidad, Alberto Olea, intendente de Monteros, fue ratificado como presidente.

Tras agradecer a Rojkés y al gobernador, José Alperovich, Olea dijo sentirse honrado y bromeó sobre el accidente de tránsito que sufrió y que le dejó varias costillas rotas. “El gobernador ya dio el visto bueno a la fórmula Manzur-Jaldo y es la que apoyaremos”, instó. Recordó una anécdota como preámbulo para criticar al amayismo. “Una vez le dije a un consejero que ahora no lo quiero ni nombrar que estábamos aprendiendo a militar al lado de Alperovich. Y así fue. Venía de otro partido y nos enseñó. Ahora hay que dar la bienvenida a los que se sumaron y para los que se han ido, no tengo palabras ni tengo por qué nombrarlos”, insistió. Subrayó que “no se corrió a nadie” y que se brindaron oportunidades de dirimir las diferencias. “Lo que nuestras autoridades deciden se acata y se cumple. Hay algunos a los que lamentablemente no les gustó. Que hagan la suya”, concluyó.

Anunció que Sergio Mansilla, miembro de la Junta Electoral y dirigente cercano al gobernador, brindaría consideraciones políticas. El senador detalló que la idea original -y lo que se había ofrecido al amayismo- había sido mantener las autoridades para evitar confrontaciones y que, si había diferencias, se dirimieran en comicios. “No se apuntó a romper el PJ como dicen. Había dos formas, pelearla aquí y que gane el de mayor consenso. Eligieron la otra: hacerse las víctimas y decir que se los sacó ¡Mentira!”, exclamó.

Reconoció que es difícil acatar una decisión con la que no está de acuerdo, pero consignó: “nosotros acatamos y otros eligieron dar el portazo e irse a la vereda del frente, eso en política tiene un nombre, no lo diré yo, sino la historia. Los problemas los resolvemos adentro, no cacareando en la prensa (sic)”. Desde el público se escucharon alaridos de “¡traidor!”.

“A los candidatos los tenía que elegir el tipo que puso el cuero estos 12 años (por Alperovich). La prioridad es que ganen Manzur y Jaldo, porque si no tenemos gobernador, no tenemos nada”, advirtió.

Algunos congresales pidieron hablar. Hubo quien instó a cuidar la Provincia para que Alperovich vuelva en 2019 y otro que pidió un llamado de atención para el legislador José Gutiérrez por haber judicializado sus intenciones de acceder a un tercer mandato.

Comentarios