La corriente se llevó el nuevo puente de Los Alisos - LA GACETA Tucumán

La corriente se llevó el nuevo puente de Los Alisos

La crecida del río Jaya redujo a escombros la estructura construida a mediados de 2013 y que había demandado una inversión de $ 11 millones. A causa de esta situación, un guardaparques y su familia quedaron aislados en el interior de la reserva. Según se estima, cerca del fin de semana serán rescatados con un helicóptero. El puente permitía que el turismo llegue a este parque.

10 Mar 2015

La crecida de un río del sur tucumano arrasó con el puente de acceso al Parque Nacional Campo de Los Alisos, ubicado 28 kilómetros al oeste de Concepción. Dentro de la reserva quedaron aislados el guardaparques, su esposa, sus tres hijos menores y una joven que hacía trabajos de voluntariado en el lugar.

Según se estima, cerca del fin de semana podrán rescatar a estas seis personas utilizando un helicóptero. Así lo informó Daniel Vega, intendente de este parque. El puente, ubicado sobre el río Jaya, había sido inaugurado recientemente, a mediados de 2013, para darle un impulso turístico a la reserva. Y había dado sus resultados. Antes de que se construyera esta estructura, ingresaban unas 300 personas por año (sólo podían hacerlo en invierno), mientras que en el último año entraron 12.000 visitantes.

“En esta zona llovieron 270 milímetros y el río ya estaba saturado. El cauce rompió por completo el puente; lo dejó tirado hacia un costado”, señaló Vega.

Otra estructura
El intendente de Los Alisos lamentó, al borde de las lágrimas, que la reserva haya perdido esta importante conexión. “Esta semana volveremos a pedir que nos construyan un puente. Aspiro a poder tenerlo dentro de unos tres años. Evidentemente la nueva edificación tiene que prever que con el cambio climático este tipo de crecidas van a ser más frecuentes”, evaluó.

El parque nacional, ubicado al oeste de Alpachiri, entre los ríos Jaya y Las Pavas, fue creado en 1995 con el objetivo de proteger una vasta zona de la selva y bosque montano. Cuenta con 17.600 hectáreas. El perímetro alberga un sitio arqueológico de gran importancia para el estudio de los asentamientos y actividades incaicas en el noroeste argentino, tales como las Ruinas de la Ciudacita o Pueblo Viejo, que se encuentran a 4.300 metros sobre el nivel del mar.

Antes de la construcción del puente, acceder al parque en verano era prácticamente imposible. Desde marzo y hasta noviembre se podía llegar hasta ahí a caballo o utilizando vehículos especiales.

La construcción del puente más la recuperación de la ruta provincial 330, en el tramo comprendido entre Alpachiri y río Jaya, había insumido una inversión de más de $ 11 millones.

El puente tenía un ancho de calzada de ocho metros y dos veredas en los extremos. Estaba situado a una altura de seis metros sobre el cauce. Nada de eso quedó en pie.

Comentarios