Cambios en el Gabinete y el área de Inteligencia

Aníbal Fernández irá a la Secretaría General de la Presidencia Sorpresivamente, la Presidenta aceptó la renuncia de Icazuriaga y de Larcher. El mayor protagonismo de Milani

HOMBRE DE CONFIANZA DE CRISTINA. Oscar Parrilli ya fue puesto en funciones a cargo de la ex SIDE. dyn (archivo) HOMBRE DE CONFIANZA DE CRISTINA. Oscar Parrilli ya fue puesto en funciones a cargo de la ex SIDE. dyn (archivo)
16 Diciembre 2014
BUENOS AIRES.- La Jefa de Estado Cristina Fernández descabezó la cúpula de la Secretaría de Inteligencia y colocó allí a un hombre de su máxima confianza como Oscar Parrilli, que asumió anoche en un breve acto, al tiempo que hizo volver al gabinete a Aníbal Fernández, quien asumirá mañana como Secretario General de la Presidencia.

La sorpresiva novedad de que la Presidenta aceptó las renuncias de Héctor Icazuriaga y de Francisco Larcher, fueron anunciadas por el vocero presidencial, Alfredo Scoccimarro, quien dijo que al frente de la Secretaría de Inteligencia quedará el doctor Oscar Isidro Parrilli y como subsecretario Juan Martín Mena, que era jefe del Gabinete del Ministerio de Justicia que encabeza Julio Alak”, añadió.

Icazuriaga era un hombre de máxima confianza del ex presidente Néstor Kirchner, al igual que “Paco” Larcher, aunque en menor medida.

El avance de la Presidente sobre la ex SIDE se produce luego del mayor protagonismo que adquirió el actual jefe del Ejército, César Milani, en el área de inteligencia del Estado.

Milani primero fue jefe de Inteligencia del Ejército, luego vicejefe y finalmente, el año pasado, titular con influencia sobre el jefe del Estado Mayor de las tres fuerzas armadas y el servicio de inteligencia de la Fuerza Aérea. Pese a la resistencia de organismos relacionados con los Derechos Humanos así como de la oposición a la designación de Milani, por posibles vinculaciones con la dictadura militar, la Presidenta insistió en mantenerlo a cargo del Ejército y del sector de Inteligencia.

Sobre Larcher, habían versiones que lo ubicaban cerca del precandidato presidencial del Frente Renovador, Sergio Massa.

“Es una clara muestra de necesidad porque el gobierno siente que ha perdido el control sobre los jueces federales y directamente se los quiere llevar adelante a partir de la ex SIDE”, advirtió la vicepresidenta del bloque Unión PRO en la Cámara de Diputados, Patricia Bullrich.

La diputada macrista Laura Alonso dijo que los cambios en el gabinete son “un mensaje al Poder Judicial y al Ministerio Público Fiscal”, y los relacionó a “la desesperación, por parte de la Presidenta sobre su situación judicial”. El diputado radical Julio Martínez, opinó que todo responde a que Milani “está violando la ley” para “hacer el trabajo que necesita” el Gobierno “espiando a políticos de la oposición y dirigentes sindicales”. (DyN)

Comentarios