Palina: "no queremos arrendatarios aventureros"

El titular de la Fotia afirma que hay incertidumbre en la fábrica. El dirigente marca posición en medio de las negociaciones para definir la futura administración de la planta fabril

FUTURO. Obreros del Aguilares están atentos a las negociaciones.  LA GACETA / FOTO DE OSVALDO RIPOLL (ARCHIVO) FUTURO. Obreros del Aguilares están atentos a las negociaciones. LA GACETA / FOTO DE OSVALDO RIPOLL (ARCHIVO)
15 Noviembre 2013
"Estamos preocupados por la situación. El ingenio Aguilares necesita inversión para sacar azúcar de calidad. No queremos arrendatarios o propietarios aventureros que se dediquen al mercado 'negro'". Los dichos de Roberto Palina, secretario general de la Federación Obrera Tucumana de la Industria del Azúcar (Fotia), reflejaron la posición del gremio en torno del futuro empresarial de la fábrica ubicada en el departamento Río Chico. Según el dirigente, los trabajadores siguen expectantes las noticias sobre la negociación de la empresa propietaria, que estaría vinculada Jorge Rocchia Ferro -titular de la Compañía Azucarera Los Balcanes SA-, con algunos interesados en adquirir la planta fabril.

Palina comentó que la firma intenta definir si retomará la administración del ingenio o procederá a su venta. En efecto, en pleno proceso contractual se supo que se presentaron varias alternativas de empresarios locales, entre ellas, la de Julio Colombres, actual arrendatario del Aguilares. Esa concesión, inicialmente, iba a concretarse vía triangulación con otra empresa, Emilio Luque.

Colombres es titular del grupo del mismo nombre, que tiene el manejo de los ingenios Ñuñorco y Santa Bárbara, arrendará el Aguilares hasta el 22 de este mes, tras convenir la ampliación del contrato.

"Si llega a fracasar la operación con Colombres, se convocará a una asamblea para definir si se toman medidas o no", enfatizó ayer Palina en una conversación telefónica con LA GACETA.

Con sus dichos, el dirigente gremial apuntó contra las malas gestiones que favorecieron en los últimos años al crecimiento del mercado en negro, condición que perjudicó a la actividad agroindustrial.

El ingenio Aguilares concluyó a fines de septiembre la zafra 2013 y registró una caída de la producción de un 15%, respecto de la campaña del año anterior. En 2012 obtuvo 27.709 toneladas de azúcares; mientras que este año logró 23.313 toneladas, según los registros del Instituto de Promoción del Azúcar y Alcohol de Tucumán (Ipaat). De las 15 fábricas tucumanas, fue la última que comenzó a moler caña de azúcar (el 28 de junio) y la primera en finalizar. Además, registró una de las mas bajas producciones en la última zafra: le correspondió un 2% del total provincial, de 1,22 millón de toneladas de azúcar.

Comentarios