"Si no hay Justicia, no habrá seguridad"

Cristina dijo que quien está en la Rosada decide por el pueblo. La Presidenta opinó que "quien tiene poder no puede ser que saque ventajas en la Justicia". Pidió que haya garantías

16 May 2013
1

REGALO. Cristina recibió un presente de la Municipalidad de Ituzaingó. TELAM

BUENOS AIRES.- La presidenta, Cristina Fernández, volvió a cuestionar al Poder Judicial. Ayer sostuvo que "necesitamos mucha gente comprometida con una nueva Justicia, y ciudadanos que puedan denunciar cuando haya connivencia", con la Policía o la política. "Muchos tienen miedo por lo que les pueda pasar", expresó la jefa de Estado, pero exhortó a poner "esfuerzos para comprometernos a vivir en una sociedad mejor, sin fantasía ni promesas de vivir en Disneylandia, desde el lugar en que estemos".

Al encabezar el acto de inauguración de la nueva sede municipal de Ituzaingó, la jefa de Estado aseguró que en la Argentina "no va a haber buena seguridad si no hay buena justicia", al evocar una frase de Raquel Witis, madre de un joven asesinado hace 13 años, pronunciada en el Congreso sobre Democratización de la Justicia realizado el martes.

"Necesitamos garantías de que haya Justicia, pero también la garantía de que no agarren a cualquiera por no encontrar culpables", dijo Cristina, acompañada por el gobernador bonaerense, Daniel Scioli, y por el intendente Alberto Descalzo, entre otros funcionarios.

En otro tramo de su mensaje, Cristina -como publicó lanacion.com.ar- volvió a reclamar mejoras en el sistema judicial y manifestó: "no va a haber seguridad si no hay Justicia. Justicia y seguridad, y Justicia e igualdad son las dos ecuaciones". Y por segundo día consecutivo, manifestó: "no puede ser que quien tiene poder obtenga ventajas del Poder Judicial".

En este marco, la Presidenta sostuvo que uno de los logros más importantes de los 10 años de gestión del Gobierno "ha sido instalar la comprensión de que la democracia se prolonga en el tiempo". En paralelo rescató como logro de Néstor Kirchner "instalar la certeza de que quien está en la Casa de Gobierno decide en nombre del pueblo".

La mandataria remarcó, además, que "para quejarse y echarle la culpa a los demás, hay un montón" de dirigentes y señaló que el Gobierno se "hace cargo de las cosas que le corresponde como Estado nacional y muchas veces de lo que le corresponde hacer a otros, porque en definitiva es lo que necesitan los argentinos".

En otro orden, elogió un "importante paso como fue llevar la democratización a los partidos políticos y de esta manera instalar las internas abiertas y simultáneas (PASO) para todos, para que no fueran las burocracias partidarias las que decidieran, sino la gente con su voto".

Al igual que en innumerables ocasiones, Cristina realizó un balance de gestión del kirchnerismo en el poder y lanzó ciertas indirectas a la oposición, aunque sin hacer alusión directa a nadie, según reproduce perfil.com. "Veo gente que se mata por llegar a un sillón, y cuando llega, no se sabe para qué", ironizó. "O sí se sabe, y es más grave", espetó la mandataria. (Télam)

Comentarios