A los 87 años, Carlitos Balá volvió a la televisión

Conduce Plan TV en El Trece junto a Fátima Florez. Sostiene que los chicos de hoy se hacen adictos a los celulares y que necesitan límites.

SONRISA ETERNA. Carlitos Balá posa junto al famoso chupetómetro. LOSANDES.COM SONRISA ETERNA. Carlitos Balá posa junto al famoso "chupetómetro". LOSANDES.COM
07 Mayo 2013
Es un programa para chicos. Pero, sin dudas, una parte importante de su audiencia está formada por grandes. Por grandes con alma de niños. A los 87 años, Carlitos Balá regresó a la televisión.

Plan TV se emite los sábados a las 12 por El Trece. Al cómico, que llevaba una década alejado de las pantallas, lo acompañan Fátima Florez y Gabriela Sobrado. Durante una entrevista que le concedió al diario Clarín con motivo de su regreso, afirmó que los sketches (como los que él realizó toda su vida) habían pasado de moda. Pero que ahora la audiencia los pide otra vez. "La gente quiere ver lo que hacía Pepe Biondi, (José) Marrone, pero actualizado. Está faltando eso. ¡A mí claro que me interesa la tele! Entre hacer reír en un canal y hacer reír por la calle, me da más ganancias el canal. Aunque la satisfacción es la misma", aseguró.

Balá sostiene que si en el pasado había que sacarles los chupetes a los chicos, hoy es necesario alejarlos de los celulares. "Sacarles la computadora es costoso. La computadora es educación. Pero los padres deberían poner horarios. El celular también es adicción. Los chicos se gastan todo el día en eso. Una lástima. A un chico hay que medirlo, ponerle límites. Ojo, al grande también. Esos chiches son vicios", definió.

El cómico está convencido de que, a pesar de lo que se diga, los chicos de hoy no son distintos a los que él hizo reír al principio de su carrera, hace más de 50 años. "Yo hago reír a cualquier chico. Dame tiempo para que se instalen mis personajes, mis latiguillos. Los bocadillos tenés que imponerlos como cuando imponés una mercadería. La primera vez que tomaste whisky, seguro no te gustó. Es la repetición. Lo que cambió fue la técnica, llegó Facebook. Pero la parte humana del chico es igual a hace 40 años. Yo compongo a un niño porque todavía soy niño", se definió.

Comentarios