Caso Ciccone: renunció el gerente general del Banco Central

El ex funcionario contaba con la confianza del vicepresidente Amado Boudou.

20 Feb 2012
1

POLEMICA. Mercedes Marcó del Pont tendría reemplazante para Vélez. FOTO TOMADA DE DIAADIA.COM.AR

BUENOS AIRES.- El gerente general del Banco Central (BCRA), Benigno Vélez, renunció a su cargo en medio de la polémica por la presunta contratación de una empresa cercana al vicepresidente Amado Boudou para la impresión de billetes de 100 pesos.

El funcionario acercó en las últimas horas del viernes último su renuncia de puño y letra a la titular de la autoridad monetaria, Mercedes Marcó del Pont, aunque la dimisión será oficializada recién el próximo miércoles, tras los feriados del Carnaval.

Según pudo saber Noticias Argentinas, para reemplazar al renunciante Vélez la presidenta del BCRA habría pensado en el economista Matías Kulfas.

Vélez, un estrecho colaborador de Boudou, habría sido quien dio el aval técnico para que la firma que estaría ligada al vicepresidente imprima 600 millones de billetes, con un contrato de 50 millones de dólares.

La firma en cuestión es Compañía de Valores Sudamericana (ex Ciccone Calcográfica), presidida por Alejandro Vanderbroele, amigo personal de Boudou.

Vanderbroele es un monotributista que encabeza la firma que aportó el dinero necesario para la quiebra de Ciccone Calcográfica, la mayor imprenta del país.

El escándalo en el que se ve ligado el vicepresidente de la Nación fue el argumento necesario de Marcó del Pont para pedirle la renuncia a Vélez, quien estaba desde hace meses en medio de la interna de la titular del BCRA y el segundo del Poder Ejecutivo nacional.

Ahora, Vélez sería reemplazado por Kulfas, un hombre de máxima confianza para Marcó del Pont y quien hasta la semana pasada se desempeñaba como director del Banco Nación, con un perfil moderado.

Con la salida de Vélez, Boudou perderá uno de sus hombres en el Banco Central, aunque por ahora le quedará otro de los directores, Sergio Chodos.

Chodos fue denunciado penalmente en marzo de 2011 por el presidente de la Asociación Civil Anticorrupción y abogado porteño Ricardo Monner Sans.

Este abogado acusó a Chodos por una modificación en las normas cambiarias con efecto retroactivo que habría estado destinada a beneficiar a empresarios amigos, según la denuncia.

En concreto, la denuncia aseguraba que esa norma "tiene nombre y apellido" del supuesto beneficiario y, en ese sentido, señala al padre de Sergio Chodos, en alusión a Gregorio Chodos, "uno de los más importantes (empresarios) de la obra pública del país" y secretario de la Cámara Argentina de la Construcción (CAC). (NA)
Comentarios