Los sabores naturales son la clave de la cocina oriental

Iwao Komiyama deleitó al público con sus preparaciones al estilo japonés. El chef propone jugar con los ingredientes y no atarse a una receta. Influencias del budismo.

MANOS A LA OBRA. El chef Iwao preparó arroz al wok y sushi ante el público, en la Expo Gourmet. LA GACETA / ENRIQUE GALINDEZ MANOS A LA OBRA. El chef Iwao preparó arroz al wok y sushi ante el público, en la Expo Gourmet. LA GACETA / ENRIQUE GALINDEZ
22 Septiembre 2005
Jugar con los sabores a partir de ingredientes frescos, que se pueden encontrar en la góndola del supermercado, en vez de estar atado a una receta, es según Iwao Komiyama, la mejor manera de lograr un plato delicioso.
"Yo salgo de compras, y veo qué productos voy encontrando. Si veo un buen carré de cerdo o un buen pollo, y encuentro que ese día están lindos los repollitos de bruselas, pienso en cómo combinarlos", cuenta. Si, en cambio, se busca seguir una receta al pie de la letra, se corre el riesgo de terminar cocinando con productos congelados o envasados, que además de no ser frescos, son más caros, explica.
El reconocido chef, que tiene un programa de cocina oriental en el canal de cable El Gourmet, dictó ayer una charla en la Expo Tucumán, como parte del Congreso regional de gastronomía y vinos. Luego, en el pabellón de la Expo Gourmet, preparó un menú de arroz al wok y sushi, que el público pudo degustar.
"El auge de la cocina oriental tiene que ver con un cambio en los gustos de la gente", sostiene Komiyama. Por un lado, dice, hay una tendencia a consumir comidas más light, pero además existe una revalorización de lo asiático, que se ve en la moda, y hasta en la decoración.
"La cocina japonesa recibe influencia de la religión budista, y eso se traduce en platos más naturistas y austeros -explica-. Hay ingredientes típicos, como la soja, el sake y el jengibre, pero los demás son los mismos que usa todo el mundo".
Tampoco se necesita cambiar todos los utensilios de cocina para preparar un plato oriental. "Un buen cuchillo, una tabla para cortar, un wok, y muchas ganas de experimentar", es todo lo que hace falta, dice.

Tamaño texto
Comentarios
NOTICIAS RELACIONADAS