El “loco” River prepara la fiesta - LA GACETA Tucumán

El “loco” River prepara la fiesta

Con sólo empatar hoy con Racing será el campeón.

25 Nov 2021 Por Marcelo Androetto
1

SONRISAS. Los jugadores del “Millonario” trabajaron bajo un clima excelente. twitter @RiverPlate

BUENOS AIRES.- “Para ser campeón, hoy hay que empatar…” Los hinchas de River no lo harán, pero hasta se podrían dar el gusto de alterar la tradicional canción esta noche en el Monumental: un punto ante Racing, después de todo, valdrá una Liga, ese título extrañamente demorado en la exitosísima era de Marcelo Gallardo y que ahora, gracias a los traspiés del escolta Talleres, está “ahícito” nomás de hacerse realidad tres fechas antes del cierre del certamen.

Qué loco todo, se podría pensar. Porque de conquistar este cetro frente a la “Academia” de Fernando Gago el hecho se daría en un contexto súper especial: el primer aniversario de la muerte de Diego Armando Maradona, tan identificado con Boca y retirado del fútbol precisamente en Núñez.

Qué loco también porque River se ceñiría así su segunda corona en 2021 ante idéntico rival. En marzo, goleó a Racing en Santiago del Estero por la Supercopa postergada el año pasado.

Paradójicamente, también, Gallardo saldaría su cuenta pendiente justo frente al mismo club que le arrebató el título de Liga en 2014, cuando recién llegado a River optó por priorizar la Sudamericana y Racing le ganó la cuerda en la recta final y gritó campeón.

No es que lo precisara en sentido estricto, el “Muñeco” ya tiene hecha su estatua de bronce. Pero es verdad que ante tantos lauros a nivel internacional y un puñado de copas locales, la falta en las marquesinas del cartel “River Plate, campeón argentino” era una espina entre las múltiples rosas de su palmarés.

Qué loco también que si el título que está al caer finalmente lo hace por su propio peso -esta noche, o en las siguientes fechas- será alcanzado por un River relativamente modesto, no de alta gama. Con excepción de Julián Álvarez, goleador del torneo y quizá el jugador más decisivo en el fútbol argentino en los últimos tiempos.

Ante la escasez de recursos y especialmente la plaga de bajas de distinta índole, se potenció el genio de entrenador de Gallardo, quien tuvo que reinventar por enésima vez a su equipo. Afuera de la Libertadores en cuartos, todos los cañones apuntaron a esta Liga en la que River ya casi no se acuerda de lo que es perder.

Qué loco también que incluso en la previa de una eventual consagración, Gallardo no pueda estar tranquilo a la hora de formar su once: las ausencias de Enzo Pérez y de Bruno Zuculini ponen entre signos de interrogación quién ocupará el puesto de volante central. Y las de Milton Casco y Fabrizio Angileri obligarían a desplazar a David Martínez al lateral izquierdo.

Podría entonces haber lugar entre los titulares para los dos lugartenientes de Gallardo de más larga data, Jonatan Maidana y “Leo” Ponzio. De ser así, qué loco también, los planetas se habrán alineado una vez más a favor de la perenne mística del River del “Muñeco”.

Comentarios