La diversidad se llevó la estatuilla en los Oscar - LA GACETA Tucumán

La diversidad se llevó la estatuilla en los Oscar

27 Abr 2021
1

“EL PADRE”. Florian Zeller agradeció el premio al mejor guión adaptado. REUTERS

Los habituales reclamos por falta de diversidad en los Oscar no tuvieron lugar este año. Primero con las nominaciones y luego con la entrega de los premios, se acallaron las voces que reclamaban inclusión de género y de minorías.

La situación que viven los afrodescendientes y el hostigamiento racista en general en Estados Unidos tuvo múltiples referencias durante toda la noche del domingo, incluyendo la estatuilla para Daniel Kaluuya como actor de reparto en una película sobre las Panteras Negras. La comunidad asiática estuvo representada con la coreana Yuh-Jung-Youn como actriz de reparto por “Minari” y la china Chloé Zhao por “Nomadland”.

En el mundo latino, España se llevó una estatuilla en las manos de Sergio López-Rivera, por el maquillaje de “La madre del blues”. México festejó con los técnicos que trabajaron en “El sonido del metal”, Michelle Couttolenc, Jaime Baksht y Carlos Cortés, vencedores precisamente en mejor sonido (protagonizado por el británico Riz Ahmed, quien profesa el Islam, como un músico que se va volviendo sordo).

El habitual reconocimiento a los personajes enfermos fue para “El padre”, tanto como mejor guión adaptado como a su protagonista Anthony Hopkins (no participó porque eran las 4 de la madrugada en Londres) por la construcción de un anciano con Alzheimer. Y en tiempos del empoderamiento femenino y del MeToo, el premio al mejor guión original para “Hermosa venganza” recibido por Emerald Fennell, potencia esa lucha.

Hasta la defensa del ambiente y la proclama de una relación armónica entre el hombre y los animales fue distinguida con el Oscar a “Mi maestro el pulpo” como mejor documental.

En tiempo de balances, el cine más tradicional quedó relegado, y quizás no falte mucho tiempo para que empiece sus propios reclamos por reconocimientos. “Mank”, de David Fincher, sólo logró los galardones a mejor fotografía y mejor diseño de producción de las 10 nominaciones que tuvo, y su director se frustró por tercera vez de ganar la estatuilla. Peor le fue a Glenn Close, quien tras ocho candidaturas (esta vez, como actriz de reparto por “Hillbilly: una elegía rural”) volvió nuevamente a su casa con las manos vacías. No pareció pesarle: bailó estilo perreo en la gala.

Comentarios