¿Qué son los NFT y por qué podrían cambiar la industria de la cultura? - LA GACETA Tucumán

¿Qué son los NFT y por qué podrían cambiar la industria de la cultura?

La misma tecnología de las criptomonedas está convulsionando al arte. Qué hay detrás del fenómeno y los riesgos de ser una nueva burbuja.

02 Abr 2021 Por Pablo Hamada
1

Las aguas de las industrias culturales están inquietas nuevamente. Si la digitalización significó una revolución disruptiva, hoy asoma una nueva tecnología que podría transformarlo todo nuevamente. Se trata de los NFT, siglas en inglés que resumen el concepto de “token no fungible” y que ya están moviendo millones de dólares en ámbitos como el periodismo, la música y el arte digital.

Vamos por partes. Cuando hablamos de “token” hacemos referencia a una unidad de valor intercambiable y que está relacionada al ámbito de las criptomonedas. De hecho, podría decirse que el bitcoin es un token, pero este último es un concepto mucho más amplio. Podría ser una moneda, pero también un activo digital, un sonido, una firma, una credencial. Y “no fungible” se refiere a su incapacidad de ser reemplazado por otro igual. Aquí se diferencia del bitcoin, ya que un token no fungible es único y tiene un valor de intercambio dado justamente por sus características irrepetibles.

¿Y por qué esta tecnología está conmoviendo al mundo del arte? Solo en marzo ocurrieron cuatro hechos que quizás constituyan un hito tecnológico. A principios de mes, el cofundador de Twitter, Jack Dorsey, vendió una versión autenticada de su primer tuit por casi 3 millones de dólares. Lo que hizo único a ese tuit fue la etiqueta de NFT, es decir, lo convirtió en un objeto de colección, especulable y casi tan tangible como podría ser un  manuscrito de Borges o el prototipo del primer Iphone. El tuit, originalmente publicado en 2006, fue adquirido por un empresario de Malasia, luego de una subasta.

En esos días el NFT también fue noticia en el ámbito de la música, cuando la banda estadounidense The King of Leon presentó su nuevo disco con dicho formato. Los músicos presentaron tres tipos de NFT, uno para el disco con contenido especial, otro para acceder a shows y el último con contenido audiovisual. Además vendieron 18 tickets con NFT para “desbloquear” accesos vip a cualquier presentación de la banda. En una semana, el grupo recaudó más de 2 millones de dólares por la subasta de estos tokens.

En tercer momento ocurrió hace pocos días cuando los NFT llegaron a la cúpula más alta del periodismo, el New York Times. El columnista tecnológico, Kevin Roose, redactó una columna y la vendió como un token por más de medio millón de dólares. La intención del autor no era vender el contenido sino poner a prueba el mercado de esta nueva tecnología y su alcance.

Finalmente, estos tokens generaron una subasta por 69 millones de dólares en Chistie’s. El motivo fue una obra de arte digital del artista Beeple y se convirtió en una de las de mayor valor de un artista aún vivo. La obra era una serie de fotografías digitales, que pueden ser copiadas por cualquier otra persona, pero que la certificación NFT las hizo “originales”.

Como en todo momento de fascinación, los NFT están despertando ilusiones. Quizás sea la oportunidad de recuperar el valor intrínseco que tenían los objetos en la era analógica, esa época en la que un disco valía no solo por la música, sino también por el disco en sí. Sin embargo, en ese momento el disco era la única manera de transportar el contenido. Hoy existen plataformas con catálogos infinitos de canciones cuyos valores no están depositados en su unicidad, sino en la cantidad de reproducciones que tenga cada una. El alcance y la masividad por ahora son las dueñas del negocio.

“Los NFT se van a ir metiendo en todos lados”

La ebullición que existe por estos días por los NFT hace que su precio esté en alza y quienes tenían monedas virtuales estén apostando por estos activos. Así lo entiende Rodolfo Andragnes, presidente de la ONG Bitcoin Argentina. Fundada en 2013, con el objetivo de acercar a la comunidad los beneficios de las monedas virtuales y brindar un nexo entre usuarios y gobierno, la organización se ha convertido en un referente para la formación y discusión de todo lo que ocurre con este fenómeno.

Según Andragnes, hoy se vive una burbuja en torno a esta nueva tecnología por los exorbitantes montos que se están conociendo, pero considera que los precios se irán normalizando. Sobre la incursión del arte y la cultura de los NFT, el especialista considera que es el resultado de una expansión de sus usos. “Esta tecnología se va metiendo en todo, en la forma en que las empresas se estructuran, en las finanzas y hasta en el arte, en todo, eso es lo que hoy estamos viendo. Con blockchain se puede certificar que una obra de arte está hecha por tal artista, pero las NFT van a hacer sentido en otros ámbitos como la educación, el turismo, en gobierno, entre otros”.

Entre las actividades que Bitcoin Argentina realiza se encuentran conferencias, capacitaciones y encuentros de gente interesada en el mundo de las criptomonedas. Además forma parte de una red global de organizaciones centradas en Alianza Blockchain. Según su director, la organización y sus actividades no están centradas en el precio que pueda tener un bitcoin en un momento, sino en promover una visión más global de la tecnología.

Finalmente, Andragnes hace énfasis en que las conexiones por cadenas de bloques ayudan a generar confianza y transparencia. “Internet es comunicación, pero si el contenido de esa información si no está certificada, vale poco. La tecnología blockchain va a ir tocando todas las industrias. Por ejemplo, el gobierno puede ayudar a transparentar los presupuestos o las licitaciones públicas”, concluye.


Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios