Una denuncia, el detonante de la pelea entre comisarios - LA GACETA Tucumán

Una denuncia, el detonante de la pelea entre comisarios

El 31 de julio, el jefe del Departamento Judiciales había pedido el traslado del jefe de Antecedentes Personales, quien el miércoles lo amenazó con un arma reglamentaria.

13 Feb 2021 Por Gustavo Rodríguez
2

UN PROBLEMA. Sbrocco denunció ciertas irregularidades en el otorgamiento de los certificados de buena conducta mediante una nota presentada el 31 de julio en la Jefatura de Policía. COMUNICACIÓN PÚBLICA

El jefe del Departamento Judiciales, Gustavo Sbrocco, había realizado una dura denuncia en contra del jefe de Antecedentes Personales, Marcelo Balastegui, el comisario con lo amenazó con un arma de fuego en su oficina, caso que generó un importante revuelo en la fuerza. La presentación que realizó la víctima daba cuenta del reiterado incumplimiento de órdenes, presuntas irregularidades en la emisión de los certificados de buena conducta y por su falta de apego al trabajo.

El miércoles por la mañana, Sbrocco convocó a Balastegui y a los subcomisarios Eduardo Ávila y Jessica Jiménez a una reunión en su despacho. El jefe de Judiciales los había convocado por una razón: con respaldo de sus superiores se comenzaría a organizar visitas en distintas ciudades del interior para que sus habitantes pudieran acceder al certificado de buena conducta sin tener que trasladarse a la capital para realizarlo. Para ello, les habría solicitado a los oficiales que comenzaran a diagramar un plan para definir, entre otras cosas, los recursos humanos y técnicos que fuesen necesitarios y cuestiones vinculadas a la conectividad con la oficina que funciona en la Jefatura de Policía.

Balastegui no sólo se opuso, sino que amenazó con su arma reglamentaria a Sbrocco. Ávila tuvo que tomar la pistola para evitar que disparara y cometiera un crimen en una oficina de la mismísima Jefatura de Policía, según testificaron los subcomisarios. El agresor, después de cometer el hecho, huyó.

El escándalo tuvo sus consecuencias. El jefe de Policía, Manuel Bernachi, decidió poner en disponibilidad a ambos. Al acusado de amenazas agravadas por el uso de arma de fuego, por 90 días. A Sbrocco, por 15 jornadas, para que se realice una investigación parcial.

La presentación

Ayer LA GACETA tuvo acceso a la denuncia que presentó Sbrocco el 31 de julio en la Jefatura de Policía, pero hasta el momento no habría tenido respuesta alguna.

Las observaciones que realizó el titular de Judiciales sobre la conducta de Balastegui fueron las siguientes:

- No cumplió con la orden de realizar las gestiones necesarias para al adquisición de notebooks para ser utilizadas en la división Antecedentes Personales.

- En febrero de 2020 se le ordenó que lleve a cabo las medidas necesarias para que el trámite que se realiza en esas oficinas sea totalmente digitalizado. No hizo el trabajo encomendado.

- Tampoco cumplió con el pedido de que hacer todas las gestiones necesarias para actualizar el valor del trámite, tal como se lo habían pedido.

- No acató la orden de refaccionar la oficina de Antecedentes Personales.

- Por la pandemia, Sbrocco le ordenó tomar medidas para reducir la presencia de público y del personal policial en la oficina, requerimiento que tampoco acató.

- A Balastegui se le prohibió que otorgara más de 50 certificados por día y luego se lo amplió a 100. Al realizar un informe, se confirmó que entre el 22 y el 29 de junio pasado emitió 1.718 documentos, es decir 276 por jornada.

- Sbrocco señaló además que el comisario acusado, durante la pandemia, no realizó ninguna de las órdenes de servicio que se le designó. Tampoco acató la orden de que se presentara a su oficina en horario vespertino, ya que sólo lo hacía de 7 a 13.

El jefe de Judiciales pidió que fuera trasladado a otro destino y que se nombrara al subcomisario Ávila en su puesto, planteo que no se habría tratado.

Medidas

Por otra parte, 48 horas después de que estallara el escándalo, el fiscal de Delitos Genéricos Carlos Suasnábar logró que un juez autorizara un allanamiento en la casa de Balastegui y consiguió una prohibición de acercamiento a favor de Sbrocco.

Fuentes judiciales señalaron que la medida se demoró porque recién el jueves por la noche la Policía le envió el sumario que había realizado.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios