Cumbre de la animación: el protagónico que consagró al ratón Mickey - LA GACETA Tucumán

Cumbre de la animación: el protagónico que consagró al ratón Mickey

La película “Fantasía”, un experimento de Disney que unió a la perfección imágenes y música, se estrenó hace 80 años en la Argentina y sigue cautivando.

26 Dic 2020 Por Alicia Liliana Fernández
2

FANTASÍA. Fue estrenada en 1940.

Unas semanas después del estreno en el teatro Broadway de Nueva York, “Fantasía”, la película animada más ambiciosa y experimental de Walt Disney, llegaba a los cines argentinos el 25 de diciembre de 1940. Han pasado 80 años, y varias revoluciones tecnológicas y pandemias después, sigue atrayendo la mirada de los espectadores como uno de los grandes clásicos del cine de animación.

Muy adelantada a su tiempo, si bien fue la crítica la erigió muy pronto como obra maestra, demoró bastante en gustar a los espectadores.

Con el paso de las décadas se transformó en una de las producciones referentes del cine de animación. Ocupa el quinto puesto entre las 10 mejores películas de animación de la historia del American Film Institute (AFI), detrás de “Blancanieves y los siete enanitos” (de 1937), que fue el primer largometraje de Disney, seguido de “Pinocchio” (1940), “Bambi” (1942) y la original “El rey león” (1994).

“Fantasía” nace por dos motivos. Por un lado, Disney necesitaba impulsar la popularidad de Mickey Mouse en momentos en que el Pato Donald y Tribilín desplazaban al ratón en las preferencias de los espectadores. El empresario pensaba en un cortometraje con Mickey como protagonista, al estilo de las “Silly Symphonies” (“Sinfonías tontas”, lanzadas entre 1929 y 1939), pero mezclando música y animación en un nuevo experimento.

La historia y los sonidos surgieron de la obra para orquesta sinfónica del compositor francés Paul Dukas, compuesta en 1897 para el poema de 1797 “Der Zauberlehrling” (“El aprendiz de brujo”), de  Goethe. Esa música forma parte indivisible en la memoria colectiva de la imagen, con las escobas que marcan el paso con baldes llenos de agua.

El segundo motivo que lleva a Disney a hacer “Fantasía” parte de su amistad con el renombrado Leopold Stokowski, compositor y director de la Orquesta de Philadelphia.

Al principio, el productor le contó su idea y le pidió que dirigiera la orquesta para la música del filme. La contrapropuesta de Stokowski fue hacer un largometraje uniendo varios cortos animados que ilustrasen obras célebres de la música clásica.

El proyecto se puso en marcha con el nombre originario de “La película concierto”. La elección de los temas musicales fue difícil. Los dibujantes de Disney crearon nueve cortometrajes. Uno de ellos se basaba en el “Claro de Luna” de Claude Debussy, pero fue descartado del montaje definitivo. 

Finalmente el largometraje se dividió en ocho secciones con sus respectivas partituras, a saber: “Tocata y fuga en Re menor”, de Johann Sebastian Bach; extractos de “El Cascanueces”, de Piotr Ilich Tchaicovsky; “El aprendiz  de hechicero”, de Paul Dukas; “La consagración de la primavera”, de Igor Stravinsky; “La Sinfonía N° 6, Pastoral”, de Ludwig van Beethoven; “La danza de las horas”, ballet de la ópera La Gioconda, de Amilcare Ponchielli; “El monte pelado”, de Modest Mussorgsky y el “Ave María”, de Franz Schubert.

En el estreno en EEUU la película sólo pudo proyectarse en 12 salas porque requería un equipamiento de audio especial para reproducir el Fantasound, una técnica experimental que consistía en grabar la música con varios micrófonos y reproducirla en igual número de altavoces, creando un efecto estereofónico. Pero no sólo los requerimientos técnicos y económicos demoraron el estreno en el resto del mundo: la declaración de la Segunda Guerra Mundial retrasó meses (poco más de uno en la Argentina) e incluso años (en otros países) la llegada de “Fantasía” a las salas. 

Todos los factores se juntaron para que la película fuera un fracaso en la taquilla, con una recaudación en el estreno de U$S 1,3 millón. Sin embargo aquellos malos resultados iniciales quedaron olvidados por los logros técnicos en imagen y en sonido que la convirtieron en un ícono de Disney.

En 1999 Roy E. Disney (sobrino de Walt) encaró una segunda parte, “Fantasía 2000”, que no llegó a los niveles de la primera.

Punto de vista

“Era la primera vez  que veía música”

Mauricio Vides Almonacid - Director, realizador audiovisual especialista en animación

Cuando vi la película “Fantasía” por primera vez me impactó muchísimo. La verdad es que no entendía nada, pero descubrí un lenguaje que actualmente utilizo para trabajar. Mi primer impacto fue la “Danza del hada de azúcar”, de Tchaikovsky, y la “Danza china”: era la primera vez que veía música. Aquellas eran imágenes para oír; realmente es inexplicable porque la música es un dibujo animado bailando al compás a la perfección. Y, desde luego, con “El aprendiz de hechicero”, con la música de Paul Dukas, sentí la misma sensación al ver esa danza de las escobas.

Actualmente sigo maravillado con “Fantasía”, con sus dibujos, su música y, sobre todas las cosas, por haber apostado a un largometraje de esas características: no fue una película común para chicos (yo no la entendía, sólo la gozaba).

Me inspiro muchísimo con la música clásica para mis obras de animación, Por ejemplo, en el vals del Lago de los Cisnes, las melodías tienen tonos alegres, dramáticos y de tensión… Ahí ya hay un cortometraje de animación. En este momento estoy escribiendo un guión con los auriculares puestos. Cierro los ojos y veo las imágenes que quiero contar por medio de la música; pongo pausa, me saco los auriculares y sigo escribiendo.

DATOS

TITULO ORIGINAL: Fantasía.

DIRECCIÓN: Bill Roberts, Samuel Armstrong y James Algar.

ORIGEN: Estados Unidos. GÉNERO: Animación.

VOCES ORIGINALES: Walt Disney.

MÚSICA: Leopold Stokowski y la Orquesta de Philadelphia.

PRODUCCIÓN: Walt Disney. DURACION: 120 minutos.

CALIFICACIÓN: apta para todo público.

ESTRENO EN EEUU: 13 de noviembre de 1940.

ESTRENO EN ARGENTINA: 25 de diciembre de 1940.

Comentarios