¿Qué son los fashion films? Cómo la moda se apropió del lenguaje del cine

Con los reveses que está sufriendo la industria de la moda como consecuencia de la pandemia de coronavirus, las grandes marcas apuntan a la tecnología y a la creatividad multimedia para destacar sus virtudes.

30 Oct 2020 Por Guadalupe Norte

Se nota a simple vista: en la sociedad actual las tramas del consumo (desmedido y eterno) están cambiando. Con tantas opciones disponibles, las empresas se han convertido -de a poco- en estrategas de estímulos; capaces de bucear en nuestros anhelos más profundos para entregar la “pieza perfecta”.

En la industria de la indumentaria, la reinvención también pasa por la forma en que se comunican las tendencias. Y es así como surgen los fashion films: videos de corta duración (de uno a 15 minutos, en promedio) que tienen la moda como protagonista.

“A diferencia de las publicidades que vemos en la tele, los fashion films se centran en contar historias y hacer que vivamos experiencias. Lo que predomina es la belleza y la estética del mensaje antes que mostrar un producto para su compra directa. Además, tienen un marcado lenguaje cinematográfico y las grandes marcas suelen contratar actores, directores y/o guionistas reconocidos”, explica Ash Mateu, creadora de una plataforma educativa destinada al estilismo, el marketing y la comunicación.

NUEVOS PARADIGMAS. La ropa debe expresar conceptos por sí misma.

Dicho formato existe desde hace añares, pero es ahora -con las limitaciones que impuso la pandemia en las presentaciones de temporada, las fashion weeks y los desfiles masivos- que su auge aumentó. “Los fashion films permiten crear una conexión íntima con quienes los miran. Son una herramienta (destinada a la difusión vía internet) para que las grandes casas de moda plasmen mensajes profundos, valores y acerquen su lifestyle a los clientes”, agrega la emprendedora.

LANVIN. Las modelos bailan descoordinadas una canción latina.

Inspiración y legado

En este universo audiovisual las opciones son infinitas y, de repente, un perfume nos puede transportar a un urgido romance por la campiña francesa que recuerda la época de la revolución o a un bosque lleno de ninfas, sirenas y demás criaturas mitológicas que adoran utilizar vestidos Dior.

SAINT LAURENT. El título de su cortometraje para la colección masculina (primavera/verano 2021) es “No importa qué tan larga sea la noche”.

También hay algunas tramas donde las críticas culturales, sociales y ambientales se camuflan con ingenio en secuencias de baile casi hechas para autómatas. Hay reclamos sobre segregación racial (mientras se lucen camperas de cuero por las calles de Nueva York) o cortometrajes durante los cuales modelos con trajes de alta costura se mueven al ritmo del reggaeton de Pitbull.

La clave es que los videos impacten tanto que queden en nuestra memoria, aunque ya no recordemos la ropa que exhibían sus protagonistas. “Es arte, la inventiva permite que la marca destaque de otras. Y la capacidad de mostrar los fashion films en YouTube, la web o las redes sociales hace que su masividad sea el triple que al presentar una colección en pasarela”, enfatiza Mateu.

ASH MATEU. La emprendedora y estilista narra su percepción de los fashion films.

La puesta en escena, la música y la fotografía son de tal calidad que a la vez existen eventos que premian las mejores performances, o los cortos pueden terminar con nominaciones en festivales de cine.

“REENCARNACIÓN”. El clip de un amor que renace a medianoche.

En Argentina este año se celebró la cuarta edición de Buenos Aires International Fashion Film Festival (Baifff) y -a nivel mundial- las propuestas incluyen concursos en Alemania (con The Film Festival Live), España, Reino Unido, Italia y Estados Unidos.

Algunos Fashion Films

“Reencarnación”, (2014), de Chanel

Este corto es dirigido por el diseñador Karl Lagerfeld y protagonizado por Pharrell Williams y Cara Delevingne. La modelo interpreta a una mujer que durante sus vacaciones en un hotel de Salzburgo conoce a un apuesto ascensorista. Por la noche, ambos reencarnan en las figuras de Sissi y Francisco José de Austria.

“Puerta” (2013), de Miu Miu

La conducción de este fashion film estuvo a cargo de Ava DuVernay (primera guionista afroamericana en ganar el galardón al Mejor Director en el Festival de Cine de Sundance). En el video, la protagonista intenta superar una ruptura amorosa con ayuda de sus amigas.

“Holi Holy” (2013), de Manish Arora

El microvideo trae un mensaje de empoderamiento femenino al retratar a las viudas de Varanasi -en India- celebrando el Festival de Primavera (Holi). Los colores, sumados a la voz de Bishi Bhattacharya convierten este fashion film en un reclamo ante los cánones culturales impuestos.

“La terapia” (2012), de Prada

El film muestra a un psiquiatra que desarrolla cierto fetiche con el abrigo de su paciente. La pieza multimedia (de cuatro minutos) fue presentada en el Festival de Cannes. La dirigió Roman Polanski.

Comentarios